RENDICION DE CUENTAS 2013
 
 
RENDICIÓN DE CUENTAS JUNTO AL PUEBLO EN SU CUARTO AÑO DE GESTIÓN
 
Concursos
Concursos
Unidad de Proyectos
Vialzachin E.P.
VIALZACHIN E.P.
Coordinación de Gestión Ambiental
Bookmark and Share

El tiempo en Zamora
Nuestra Provincia PDF Imprimir E-Mail
 
 

 

HIMNO DE LA PROVINCIA DE ZAMORA CHINCHIPE

 

 Image  Image
   

 
                    Letra: Edmundo Masías Núñez
                   Música: Edgar Palacios

 
  CORO
Mil albricias Zamora Chinchipe
porque tú eres heraldo de gloria,
porque extractas de ti nuestra historia
todo cuanto es pujanza y valor.
 ESTROFAS
En tu emblema áureo y verde flamean
montes, valles y tierras baldías,
la prosapia de estirpes bravías
que son los guardias de nuestra heredad.
Nangaritza, el Chinchipe, el Zamora
en sus vientres arrastran riquezas
y en sus hondas reflejan promesas
de amor patrio, de fe y dignidad.
 
Cual el cóndor con sed de horizontes
hoy atisbas con fe tu futuro
y marchando con paso seguro
 van en pos de un fecundo ideal
 nuestro oriente y la patria te aclaman
porque vibra en tu sacra existencia
que en ti hallaron sin par pedestal
   
 ¡Yergue siempre orgullosa la frente
y con ígneo ardimiento hoy guarda
 que otra vez la codicia bastarda
quiere herir tu gentil corazón.
 Más tus hijos por Dios hoy te juran
defender con su vida tu emblema
pues nuestra ira, como una anatema,
será el fuego y rugir del cañón.

 

 

 

INFORMACION GENERAL DE LA PROVINCIA
DE ZAMORA CHINCHIPE
 
Zamora Chinchipe
 Capital:
Superficie:
Población:
Código Telefónico:
Cantones:
Zamora
10.556 Km2
76.601 habitantes
(593) 7 
  • Zamora
  • Chinchipe
  • Palanda
  • Yacuambi
  • Yantzaza
  • El Pangui
  • Nangaritza
  • Paquisha
  • Centinela del Cóndor
 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

DESCRIPCIÓN GENERAL: Se encuentra ubicada  en la región sur de la amazonía ecuatoriana, localizada entre los meridianos de 79º 30` 07” W y 78º 15` 07” W de longitud Oeste y los paralelos 3º 15` 12” S y 5º 05`12” S de latitud Sur, en la región Sur de la Amazonía Ecuatoriana, tiene 10.556 Km2 de superficie, equivalente al 4.4% de la superficie total del país,  esta constituida por nueve cantones y  parroquias.
 
               L I M I T E S
             
 
a. Al Norte: Con la provincia de Morona Santiago, comenzando en la línea limítrofe interprovincial con la del Azuay, en la Cordillera Central de los Andes, siguiendo hacia el Este la Cordillera de Espadillas, pasando por el nacimiento de los ríos Zabala y Ortega, hasta la Cordillera de Mangahurcu, siguiendo su línea de cumbre pasando por el nacimiento del río Cambana en la Cordillera Yucalpi hasta la intersección entre la línea de cumbre de la Cordillera Campana Urcu y el paralelo geográfico que pasa por la naciente del río Pachicutza; el mencionado paralelo geográfico hacia el Este, hasta alcanzar dicha naciente, de ésta al río Pachicutza, aguas abajo hasta la afluencia en el río Chuchumbletza, de este punto, el río Chuchumhletza aguas ahajo hasta su desembocadura en el río Zamora y de este punto el paralelo geográfico hacia el Este, hasta su intersección con los límites internacionales con el Perú.
b. Al Sur: Con la República del Perú, comenzando en el Occidente desde la unión de la Cordillera de las Lagunillas con la Cordillera de Sabanillas, siguiendo la línea de cumbre de la Cordillera de las Lagunillas hasta el nacimiento del río Blanco; el río Blanco aguas abajo hasta su desembocadura en el río Canchis; el río Canchis aguas abajo hasta su desembocadura en el río Chinchipe; el río Chinchipe aguas abajo hasta el lugar donde desemboca, al margen izquierdo, la quebrada de San Francisco, aguas arriba hasta su nacimiento; de este punto hacia el Este hasta la intersección con los límites internacionales con el Perú.
c. Al Este: Con la República del Perú, en la zona no delimitada por la impracticabilidad del Protocolo del Río de Janeiro en lo referente a la división de las aguas del Zamora y del Santiago.
d. Al Oeste: Con las provincias del Azuay y Loja, siguiendo la Cordillera Central de los Andes, comenzando al Norte en las estribaciones de la Cordillera de Cordoncillo, siguiendo su línea cumbre al Sur hasta el nacimiento del río Tambo Blanco, de este punto hacia el Sur siguiendo la línea de cumbre de la Cordillera Central de los Andes pasando por el nudo de Acana, los cerros de Inga Fiera, Colombia y el Trigal hasta la Cordillera de Sabanilla, siguiendo ésta, pasando por el nudo de Sabanilla hasta llegar al río Quingo, en el límite internacional con el Perú, por el Sur.
Su producción minera; sus grupos étnicos indígenas con su rico legado arqueológico; su inmensurable biodiversidad; sus nichos y atractivos turísticos como sus hermosos ríos, cascadas y lagunas distinguen e identifican a la provincia.
Su capital es la ciudad de Zamora  localizada al sur oriente del Ecuador a una distancia de 724 km desde Quito la capital del país, denominada también “Zamora Ciudad de aves y Cascadas”.
Este territorio de la Patria tiene zonas que se encuentran entre los 1000 y 3000 msnm.
 
TEMPERATURA
La temperatura promedio oscila entre los 18º y 22ºC; la humedad relativa es bastante alta y alcanza hasta un 92%.
 
RELIEVE
El relieve es accidentado  y forma las cuencas del río Zamora cuyos afluentes principales son los ríos Yacuambi, Nangaritza, Sabanilla, Bombuscaro, Jamboé, Nambija, y la cuenca del río Chinchipe con sus afluentes como los ríos Vergel, Numbala, y Palanda.
 
POBLACIÓN
La población de la provincia de acuerdo al INEC (2001) alcanza los 76 601 habitantes (39662 hombres y 36939 mujeres): el 27.7% ubicada en el área urbana y el 64.4% en la rural, en donde se destaca la presencia de comunidades de dos nacionalidades indígenas: los saraguros y shuar con su propio idioma y costumbres.  EL 28.4%  de la población se ubica en la capital provincial, siendo Yantzaza el centro urbano que le sigue en importancia. Zamora Chinchipe tiene 9 cantones (Zamora, Yantzaza. Centinela del Cóndor, Yacuambi, El Pangui, Nangaritza, Paquisha, Chinchipe y Palanda) con un total de 33 parroquias, de las cuales 9 son urbanas y 24 rurales.
 
IMÁGENES DE LA PROVINCIA DE ZAMORA CHINCHIPE
 
Click para Ampliar
 
 
BREVE RESEÑA HISTORICA:
Se tienen datos de presencia humana desde hace 4 500 años antes de Cristo, basados en el complejo cultural Mayo-Chinchipe. En el año 1548 o antes, los conquistadores españoles tuvieron el primer contacto con los indígenas, 50 años más tarde, los españoles abandonaron la ciudad debido a la sublevación shuar.
Don Juan de Salinas de Loyola (1570-1571) manifiesta que el nombre de Zamora se debe a que: “El valle y asiento donde está poblada, en lengua de los propios naturales se llama Camora y que dicha tierra donde está poblada, fuera del nombre dicho, lleva por nombre Aoro Auca, que quiere decir indios de guerra que no había dado sujeción y dominio a los incas, señores del Perú”. A esto hay que añadir la indudable relación de los fundadores, en España. Los capitanes Alonso de Mercadillo, Juan de Salinas Loyola, Hernando de Benavente y Hernando de Barahona, un primer domingo de octubre (6) de 1549 fundaron la ciudad de Zamora de los Alcaides en el sitio actual. Se tiene noticia de dos fundaciones anteriores: una en el sitio denominado “La ciudad” en la parroquia de Guadalupe y otra entre el río Zamora y el Yacuambi  (Sector Soapaca).
Durante el periodo de la Colonia Española, algunos científicos como Charles Marie de la Condamine, atravesaron la provincia durante sus expediciones en 1743. En el año de 1781 los españoles atraídos por la explotación del oro, hicieron un segundo intento por recolonizar la provincia, pero les fue imposible dominar a los indígenas.
No se puede establecer a ciencia cierta cuando llegaron los primeros colonos mestizos y blancos a la provincia, pero los datos más antiguos dan a conocer que a finales de la década de 1840, la cuenca del río Mayo-Chinchipe ya estuvo poblada por colonos llegados desde Loja y Perú.
El actual asentamiento humano conocido como Zamora, no se reestableció definitivamente por colonos mestizos y blancos hasta el 12 de marzo de 1921, fecha cuando resurgió el Vicariato Apostólico de Zamora, después de muchos intentos frustrados por los ataques y sublevaciones de los shuar. Al parecer la primera población se estableció en 1840, pero aparentemente se extinguió con el tiempo.
En 1850 un grupo de colonos descubrieron las ruinas de la primera fundación española de Zamora. La colonización también ingresó desde la provincia del Azuay hacia el cantón Yacuambi, donde llegaron los Saraguros y unos pocos mestizos.
En 1911 la parroquia Zamora se convierte en cabecera del cantón Zamora en la gran Provincia de Oriente de entonces. El 15 de diciembre de 1920 se crea la provincia de Santiago Zamora, la que constaba de los cantones Zamora, Morona, Chinchipe y Macas. Los cantones Zamora y Chinchipe estaban conformados por tres parroquias cada uno. Cabe destacar que el 5 de enero de 1921 se creó el cantón Yacuambi, para la provincia de Santiago Zamora.
En el año 1941 parte de la provincia estaba deshabitada, luego del Conflicto Perú-Ecuador, con la consiguiente pérdida de territorio que cesó el 29 de enero de 1942 con la firma del Protocolo de Río de Janeiro, en Brasil. Después de la guerra de 1941 se aceleró la migración forzada de campesinos y ciudadanos empobrecidos debido a las sequías en la provincia de Loja; ciudadanos que reorganizaron y contribuyeron a colonizar muchas áreas de la provincia que todavía se encontraban despobladas.
El proceso y la idea de la creación de la actual provincia tomó 12 años de espera, pero gracias a la incansable gestión del lojano Benjamín Carrión, el 8 de enero de 1953 se creó definitivamente la provincia de Zamora Chinchipe por división de la provincia de Santiago Zamora, mediante decreto legislativo publicado en el Registro Oficial Nº 360 del 10 de noviembre de 1953. La provincia de Zamora Chinchipe estuvo conformada por tres cantones: Zamora, Chinchipe y Yacuambi.
Ya en nuestra era, desde el cinco de julio del dos mil cuatro el cantón Zamora mediante ordenanza municipal declara a “Zamora, Ciudad de aves y Cascadas”, tomando como base la biodiversidad y el contexto escénico natural.
 
CONDICIONES DEMOGRÁFICAS:
En esta provincia la población crece en forma acelerada por la llegada de colonos, en especial de Loja. La población es blanca y ha formado pueblos prósperos. Ocupan esta región, los mestizos, los saraguros los shuar y los negros.
La población es marcadamente rural, ya que una gran parte de los habitantes  viven en el campo o en la selva.
 
               C L I M A
             
 
 Tiempo y Clima son expresiones íntimamente relacionadas entre sí y ligadas a todas las actividades humanas, por la influencia que ejercen sobre la vida animal y vegetal y por la relación con los caracteres fisonómicos, fito-geográficos y edáficos de una región. Tiempo y Clima dependen directamente de las condiciones atmosféricas, no pudiendo, por tanto, confundir:
 
1. El conjunto de elementos meteorológicos en un momento dado, determina el tiempo.

2. Los valores predominantes durante cierto intervalo de tiempo, determina el clima.
 
De todos los factores del medio ambiente, el clima ejerce una influencia fundamental sobre la biota. Ciertos elementos climáticos como la temperatura, la precipitación  y la humedad desplazan a los demás  en su importancia ecológica.
 
El fin de una clasificación climática es el de caracterizar regiones y paisajes a partir de las medias anuales de los elementos meteorológicos. Sin embargo, en climatología, la distribución de la temperatura y la precipitación en el curso del año, es de mayor importancia que sus medias anuales. Desde este punto de vista, Guassen en 1957 expone su nuevo método de clasificación de climas biológicos o bioclima. Su clasificación se basa, en el ritmo de la temperatura y precipitación en el curso del año, tomando en cuenta los períodos que son favorables y desfavorables para la vegetación como por ejemplo período caliente, frío, seco,  húmedo (Ver MAPA BIOCLIMÁTICO)..
 
En la provincia de Zamora Chinchipe se encuentra las siguientes regiones bioclimáticas:
 


1. Seco Subtropical (S St)

 
La región Seco Sub-Tropical se la encuentra desde los 300 hasta aproximadamente los 1900 msnm, con una temperatura media anual entre 18 y 22° C. Las lluvias promedias fluctúan en el año, entre 500 y los 1000 mm.
 
La  estación seca se prolonga de mayo hasta septiembre, aunque puede prolongarse hasta diciembre. El número de meses ecológicamente secos varía entre 5 y 9 meses, durante los cuales el número de días fisiológicamente secos suman de 103 a 197 días.
 
Ocupa dos pequeñas áreas en las cuencas superiores de los ríos Yacuambi y Mayo, correspondientes a los cantones Yacuambi y Palanda respectivamente y cubre un área de 3.061 Ha, que corresponde al 0,3% de la superficie total provincial.
 
La zona de vida o formación ecológica de esta región corresponde al bosque seco Pre-Montano-bsPM y según ZEE, a los ecosistemas Antrópico y Bosque Siempreverde Montano Bajo de los Andes Orientales del Sur (BSVMB-AORS).
 
 

2. Subhúmedo Subtropical (SBh St)
 
La región subhúmeda Subtropical tiene los mismos rangos altitudinales y de temperatura media anual que la región seco Subtropical anteriormente descrita y se diferencia de ésta, por que recibe precipitaciones mayores a 1000 mm, pero menores a 1500 mm. En general las lluvias se distribuyen de enero a mayo, aunque la tendencia general es tener algo de lluvia durante todo el año.
 
Dentro de este régimen de lluvia, el número de meses ecológicamente secos varían substancialmente de un sitio geográfico a otro, entre 0-4-6 y 7 meses, igual acontece con los días fisiológicamente secos que oscilan entre 0-85 y 116 días.
 
Espacialmente esta región cubre las cuencas hidrográficas de los ríos Yacuambi, Chilcana y Mayo, perteneciente a los cantones Yantzaza, Yacuambi, Palanda y Chinchipe y ocupa una superficie de 151.423 Ha, que representan el  14,3% del área total provincial.
 
La región corresponde a la formación bosque húmedo Pre-Montano-bhPM de la clasificación ecológica de Holdridge y según ZEE, a los ecosistemas Antrópico, Bosque Siempreverde Montano Bajo de los Andes Orientales del Sur (BSVMB-AORS) y Bosque de Neblina Montano de los Andes Orientales (BNM-AOR).
 

 
3. Húmedo Subtropical (H St)
 
La región húmedo subtropical se la encuentra desde los 300 hasta aproximadamente los 1900 msnm con una temperatura media anual entre 18 y 22° C. Recibe precipitaciones promedias anuales entre 1500 y 2000 mm. En la parte suroriental del país no existe estación seca. Como consecuencia del régimen de lluvias, el número de días fisiológicamente secos, apenas llega a 22.
 
Se ubica en la parte central de la provincia formando un franja discontinua de dirección mediana, que atraviesa toda la provincia y cubre los cantones El Pangui, Yantzaza, Zamora y Nangaritza. Cubre un área de 167.047 Ha, que significa el 15,8% del total provincial.
 
Esta región bioclimática al igual que la anterior corresponde a la formación ecológica bosque húmedo Pre-Montano-bhPM y según ZEE, a los ecosistemas Antrópico, Bosque Siempreverde Montano Bajo de los Andes Orientales del Sur (BSVMB-AORS), Bosque de Neblina Montano de los Andes Orientales (BNM-AOR), Bosque Siempreverde Montano Bajo de las Cordilleras Amazónicas (BSVMB–SA)y Bosque Siempreverde Piemontano Bajo de la Amazonía (BSVPM-OR).
 
 

4. Muy Húmedo Subtropical (M H St)

 
La región se encuentra entre altitudes de 250 y 1800 msnm. La temperatura media anual oscila entre 18 y 22° C., recibiendo una precipitación promedia anual entre 2000 y 3000 mm.
 
El número de meses ecológicamente secos varía entonces de 1 a 5, dentro de este período, el número de días fisiológicamente secos oscila entre 10 y 68.
 
El bioclima se ubica principalmente sobre la cordillera del Cóndor, perteneciendo administrativamente a los cantones El Pangui, Yantzatza, Centinela del Cóndor y Nangaritza ocupa un área de 183.555 Ha, que significa el 17,4% de la superficie total provincial.
 
La clasificación ecológica de esta región bioclimática corresponde a la formación bosque  muy húmedo Pre-Montano-BMHPM y según ZEE, a los ecosistemas Antrópico, Bosque de Neblina Montano Bajo de los Andes Orientales del Sur (BSVMB-AORS), Bosque de Neblina Montano de los Andes Orientales (BNM-AOR), Bosque Siempreverde Montano Bajo de las Cordilleras Amazónicas (BSVMB-CA), y Bosque Siempreverde Piemontano Bajo de la Amazonía (BSVPM-OR).
 
 

5. Seco Temperado ( s Tp)

 
Se encuentra a elevaciones entre los 2000 y 3000 msnm. Registra una temperatura media anual entre 12 y 18° C y una precipitación superior a los 200 pero inferior a los 500 mm. La distribución de las lluvias es típicamente de carácter zenital (cuyas máximas anteceden o preceden a los equinoccios), intercalados  por una  estación seca que comprende los meses de julio, agosto y septiembre, aunque puede extenderse hasta noviembre, dependiendo del lugar.
 
El número de meses ecológicamente secos varían en la región entre 3,4, y 5, y dentro de esta estación, los días considerados como fisiológicamente secos fluctúan entre 54 y 99.
 
Una pequeña unidad cartográfica, que representa a esta región, se localiza en la vertiente alta de la cordillera Real, perteneciendo administrativamente al cantón Palanda, cubriendo una superficie de 912 Ha, que corresponde al 0,1% de la Provincia.
 
De acuerdo a los datos de temperatura y precipitación corresponde a la formación ecológica estepa espinosa Montano-Bajo-eeMB y según ZEE, a los ecosistemas Bosque Siempreverde Montano Alto de los Andes Orientales (BSVMA-AOR) y Bosque de Neblina Montano de los Andes Orientales (BNM-AOR).
 

 
6. Subhúmedo Temperado (Sbh Tp)
 
La región Subhúmedo Temperado, se localiza entre altitudes de 2000 a 3050 msnm aproximadamente. La temperatura promedia anual oscila entre 12 y 18° C, y la  precipitación media anual varía entre 500 y 1000 mm. La estación lluviosa es de tipo zenital o equinoccial, con una estación seca muy heterogénea. En general comprende los meses de julio, agosto y septiembre.
 
Los meses ecológicamente secos varían de 2 a 5. Dentro de la estación seca, los días fisiológicamente secos oscilan entre 21 y 79.
 
Se extiende en áreas medias y pequeñas ubicadas en las vertientes alta y media de la cordillera Real, correspondientes en el norte al cantón Yacuambi, en el centro al cantón Zamora y en el sur, al cantón Palanda. Abarca un área de 39.728 Ha, que representan el 3,8% del total provincial.
 
Esta región bioclimática corresponde a la formación ecológica bosque seco Montano-Bajo-bsMB y según ZEE,  a los ecosistemas Bosque Siempreverde Montano Alto de los Andes Orientales (BSVMA-AOR), Bosque de Neblina Montano de los Andes Orientales (BNM-AOR), Bosque Siempreverde Montano Bajo de los Andes Orientales del Sur (BSVMB-AOR) y Antrópico.
 
 

7. Húmedo Temperado (H Tp)

 
Se localiza entre altitudes de 1800 y 3000 msnm, su temperatura entre 12 y 18° C. Recibe precipitaciones promedias entre los 1000 y 1500 mm. El patrón de distribución de las lluvias es zenital, la duración de la estación seca es un tanto variable, pero corresponde mayormente a los meses de julio y agosto.
 
Como consecuencia de la distribución de las lluvias, los meses ecológicamente secos fluctúan de 0 a 1, 2 y 5 meses. Dentro de la estación seca, los días fisiológicamente secos varían entre 18 y 93.
 
Formando dos grandes unidades, la región se localiza en las partes centro-norte y centro-sur de la provincia, que corresponde a las vertientes medias y bajas de la cordillera Real, pertenecientes a los cantones Yacuambi, Yantzaza, Zamora, Palanda y Chinchipe. Espacialmente ocupa una superficie de 244.644 Ha, que significan el 23,2% de toda la provincia.
 
Esta región bioclimática, corresponde a la formación ecológica bosque húmedo Montano-Bajo-bhMB de la clasificación de Holdridge y según ZEE a los ecosistemas Páramo Arbustivo de los Andes del Sur (PA-AS), Bosque Siempreverde Montano Alto de los Andes Orientales (BSVMA-AOR), Bosque de Neblina Montano de los Andes Orientales (BNM-AOR), Bosque Siempreverde Montano Bajo de los Andes Orientales (BSVMB-AOR)y antrópico.
 

8. Muy Húmedo Temperado (M H Tp)

 
Los rangos altitudinales y de temperatura promedia anual de esta región son similares a la región anteriormente descrita( Húmedo Temperado), pero se diferencia de esta última en que recibe precipitaciones entre 1500 y 2000 mm. Las lluvias, en la región probablemente caen durante todo el año, aunque en menor cantidad en los meses de julio y agosto.
 
Debido a este patrón de la estación lluviosa, no existe en la región meses ecológicamente secos y en consecuencia tampoco registra días fisiológicamente secos.
 
Alternando con el bioclima húmedo subtropical, la región se encuentra también en la parte central de la provincia, formado una franja continua de dirección meridiana que atraviesa toda la provincia y cubre los cantones El Pangui, Yantzaza, Zamora y Nangaritza . Cubre un área de 119.342 Ha, que corresponde al 11,3% del total provincial.
 
Por sus límites climáticos, la región corresponde a la formación bosque húmedo Montano Bajo-bhMB y según ZEE, a los ecosistemas Antrópico, Bosque de Neblina Montano de los Andes Orientales (BNM-AOR), Bosque Siempreverde Montano Bajo de los Andes Orientales del Sur (BSVMB-AOR)y Bosque Siempreverde Piemontano Bajo de la Amazonía (BSVPM-OR).
 

9. Lluvioso Temperado (Ll Tp)

 
Los rangos altitudinales corresponden de los 2000 a 3000 msnm, con una temperatura media anual de 12 a 18° C. Las lluvias promedian entre 2000 y 3000 mm. Llueve todo el año, aunque en menor cantidad en los meses de julio y agosto.
 
La región se localiza en el límite nororiental con el Perú formando una angosta franja y en la parte central provincial correspondiente a la cordillera del Cóndor. Geopolíticamente pertenece a los cantones El Pangui, Yantzaza y Centinela del Cóndor. Abarca una superficie de 44.492 Ha, que representa el 4,2% del total provincial.
 
La región lluviosa temperada, corresponde a la formación bosque muy húmedo Montano-Bajo-bmhMB y según ZEE, a los ecosistemas Bosque Siempreverde Montano Bajo de las Cordilleras Amazónicas (BSVMB-CA), Matorral Húmedo Montano Bajo de las Cordilleras Amazónicas (MHMB-CA), Bosque de Neblina Montano de los Andes Orientales (BNM-AOR), Bosque Siempreverde Montano Bajo de los Andes Orientales del Sur (BSVMB-AOR)y Antrópico.
 

10. Subhúmedo Subtemperado (Sbh Sbt)
 
La región Subhúmeda Subtemperada, se extiende en sentido altitudinal de los 3000 a 4000 msnm. Registra una temperatura entre 6 y 12° C, y recibe lluvias comprendidas entre los 200 y 500 mm al año. La distribución de las lluvias es de tipo zenital, presentándose una estación seca en los meses de julio y agosto.
 
Dentro de la estación seca, el número de meses ecológicamente secos suman el número de dos, mientras los días fisiológicamente secos oscilan entre 28 y 48.
 
La región forma una pequeña unidad que se localiza en la vertiente alta de la cordillera Real y pertenece administrativamente al cantón Palanda. Cubre un área de 1.978 Ha, que significa el 0.,2% de toda la provincia.
 
Esta región corresponde a la formación ecológica estepa Montano-eM de la clasificación de Holdridge y según ZEE, a los ecosistemas Bosque Siempreverde Montano Alto de los Andes Orientales (BSVMA-AOR) y Páramo Arbustivo de los Andes del Sur (PA-AS).
 


11. Húmedo Subtemperado (H Sbt)

 
Los rangos altitudinales y de temperaturas son similares a los de la región anteriormente descrita (Subhúmedo Subtemperado), pero recibe precipitaciones superiores a 500, pero inferiores a 1000 mm. La distribución de las lluvias tiene un carácter zenital, pero llueve a través de todo el año, aunque llueve en forma moderada en los meses de julio y agosto.
 
El número de meses ecológicamente secos, cuando más llega a 1, y dentro de éste se registra 17 días fisiológicamente secos .
 
De igual manera que el bioclima Subhúmedo Temperado, la región se ubica al norte, al centro y sur, formando unidades de tamaño medio y pequeño, que corresponden administrativamente a los cantones Yacuambi, Zamora y Palanda respectivamente.
 
Ocupa una superficie de 49.010 Ha, que corresponde al 4,6 de la provincia.
 
Por sus registros climáticos esta región, corresponde a la formación ecológica bosque húmedo Montano-bhM, y según ZEE, a los ecosistemas Bosque Siempreverde Montano Alto de los Andes Orientales (BSVMA-AOR), y Páramo Arbustivo de los Andes del Sur (PA-AS).

 

12. Muy Húmedo Subtemperado (M H Sbt)
 
Se extiende de los 3000 hasta los 4000 msnm, con registros de temperatura entre 6 y 12° C, y el promedio de las lluvias oscila entre los 1000 y 1500 mm anuales. Dentro de estos límites, la precipitación se distribuye durante todo el año, con menor intensidad durante los meses correspondientes a julio y agosto.
 
Por el patrón de distribución de las lluvias, el número de meses ecológicamente secos apenas llega a uno. Dentro de esta estación seca, el número de días fisiológicamente secos varían entre 18 y 21.
 
La región se ubica preferentemente en la parte alta de la vertiente de la cordillera Real, formando medias y pequeñas unidades que corresponden a los cantones Yacuambi, Zamora y Chinchipe. Espacialmente, abarca un área de 42.019 Ha, que representan el 4% del total provincial.
 
La clasificación ecológica de esta región bioclimática corresponde a bosque muy húmedo Montano-bmhM, y según ZEE a los ecosistemas Bosque Siempreverde Montano Alto de los Andes Orientales (BSVMA-AOR), Páramo Arbustivo de los Andes del Sur (PA-AS) y Bosque de Neblina Montano de los Andes Orientales (BNM-AOR).
 
               O R O G R A F Í A
             
 
 
El relieve orográfico de la provincia de Zamora Chinchipe es accidentado, ya que la cordillera Oriental y Occidental de los Andes llega a estrecharse formando nudos y ramificaciones que se extienden a esta provincia; hacia el Oriente está la cordillera del Cóndor o Tercera cordillera en la región amazónica. En la parte norte están las estribaciones y el Valle de Yacuambi, que se desprenden de la cordillera de Chuchumbleza; al sur están las estribaciones del Condorcillo, del Chivato y de los ríos Tigre y Jimbilla. En la parte sur están las estribaciones del Zamora, Paredones, Numbala, Caluma y El Vergel. Estas estribaciones dan origen a los principales ríos de la provincia que corren tanto de norte a sur o viceversa, como de este a sur por los flancos de la cordillera del Cóndor.
 
               H I D R O G R A F Í A
             
 
 
Como resultado de la presencia de la vertiente oriental de la cordillera Real y de las montañas subandinas, en la provincia de Zamora Chinchipe se ha dado lugar a la formación de dos sistemas hidrográficos importantes caracterizados por una red fluvial muy encajada.

Se trata de las cuencas de los ríos Blanco-Chinchipe y Zamora.
 
El primero afluente directo del río Marañón-Amazonas y el segundo, le tributa  sus aguas a través del río Santiago.
 
 
1. Las cuencas del río Blanco-Chinchipe (A)
 
Sistema hidrográfico binacional, cuya cuenca superior le pertenece al Ecuador y especialmente a la provincia de Zamora Chinchipe.
 
El cauce de su río principal, el Blanco, delimita los territorios de los dos países colindantes (Ver Foto A2).
 
En territorio ecuatoriano, se forma bajo el aporte de las sistemas de drenaje que se originan en las estribaciones orientales de la cordillera Real.
 
Escurre sus aguas con una dirección Noroeste-Sureste y al  recibir el aporte del río Mayo, toma el nombre de río Chinchipe.
 
En   la provincia de estudio, la cuenca del río Blanco-Chinchipe está constituida por una sola sub-cuenca: río Mayo-quebrada Gramalotal.
 
Longitud calculada (SIG): 97 Km.

Superficie calculada (SIG): 313.342 has que significa el 29,7% de toda la provincia.
 

 
2. La subcuenca del río Mayo-quebrada Gramalotal (A1)
 
Representa la subcuenca más austral de la Región Amazónica Ecuatoriana y se localiza en el extremo sur-occidental de la provincia de Zamora Chinchipe.
 
Recoge las aguas que se forman en los sistemas de drenajes que desciende desde los contrafuertes Uriango, las Lagunillas, Calima, Silván, Sabanilla, Paredones, Tzunantza y Negro. Algunos de ellos, que nacen en los contrafuertes Lagunillas, Calima y Silvan, constituyen emisarios o desaguaderos que se originan    en lagunas de naturaleza glaciar.
 
Drena sus aguas con una dirección norte-sur y la topografía montañosa de la subcuenca le imprime un régimen hidrográfico torrencial, lo cual limita todo intento de navegabilidad.
 
Hidrológicamente se forma bajo el aporte de cuatro ríos importantes: Numbala, Palanda, Vergel e Isimanchi y en su curso inferior toma el nombre de río Mayo. Luego de la confluencia del río Mayo con la quebrada Gramalotal, toma el nombre de río San Francisco de gran relevancia histórica.
 
Longitud calculada (SIG): 97 Km.
Superficie calculada (SIG): 313.342 has, que representan el 29,7% del total provincial.
 
 
3. Cuenca del río Zamora (B)
 
Sistema hidrográfico que se forma en el callejón interandino de la provincia de Loja, bajo el aporte de tres ríos principales:: Zamora, Las Juntas y Tambo Blanco.
 
La cuenca media y parte de la superior corresponden a la provincia en estudio.
 
Luego de atravesar la cordillera Real formando una estrecha garganta, el río Zamora drena sus aguas con dirección Noreste-Sureste, para cambiar bruscamente a una dirección Sureste-Noreste bajo la influencia de una gran falla regional de orientación NNE-SSW, separando así  el flanco oriental    de la cordillera Real y el occidental de la cordillera del Cóndor. Durante su recorrido recibe importantes aportes en sus márgenes entre los que se destacan los ríos Bombuscara, Jambue, Yacuambi, Nambija, Nangaritza y Chuchumbleza.
 
Esta cuenca hidrográfica ocupa aproximadamente las dos terceras partes de la provincia y está constituida por los siguiente subcuencas:

•           Nangaritza (B1)

•           Alta-media del río Zamora (B2)

•           Yacuambi-quebradas de Chumaratza y Namirez (B3)

•           Chuchumbleza (B4)

•           Machinaza-Quimi (B5)

•           Drenajes al río Zamora (B6)

Longitud calculada (SIG): 148 Km.

Superficie calculada (SIG): 733.969 has, que constituye el 69,5% de la provincia.
 
 
3.1    La subcuenca del río Nangaritza (B1)
 

Amplia subcuenca hidrográfica que a través de su divisoria de aguas delimita en el sureste con la cuenca del río Blanco-Chinchipe y en el sur y este, con la vecina república del Perú.
 
Su río principal, el Nangaritza, escurre sus aguas con una dirección sur-norte y recoge en su margen derecha, todos los sistemas de drenaje que descienden de la cordillera del Cóndor.
 
Por su margen izquierda recibe drenajes importantes que se forman en la cordillera de Tzunantza, como son los ríos Chumbiriatza, Numpatakaime.
 
Su curso superior se presenta torrencial lo cual limita su navegabilidad, en cambio, sus cursos medio e inferior posibilitan estas labores al presentarse como un río de llanura, inclusive describiendo sinuosidades, para luego desembocar en el Zamora frente a la parroquia Los Encuentros  (Ver Foto A3).
 
Longitud calculada (SIG): 148 Km.

Superficie calculada (SIG): 236.580 Ha, que corresponde al 22,4% de toda la provincia.
 
 
3.2    La subcuenca alta - media del río Zamora (B2)
 
En la provincia de Zamora Chinchipe, esta subcuenca recibe el aporte de varios sistemas de drenajes que se forman en la vertiente oriental de la cordillera Real y en los flancos norte y oeste de los contrafuertes Paredones, Tzunantza y Nambija.
 
En su margen izquierda se destaca el río Tambo Blanco y en la derecha los ríos Sabanilla, Jambue y Bombuscara, este último, se forma particularmente bajo el aporte de varios drenajes que tienen su origen en lagunas glaciares, ubicadas en la parte alta de la cordillera Real.
 
Espacialmente, el curso superior representa parte de la estrecha garganta modelada sobre la cordillera Oriental, que le imprime características de torrencialidad sin posibilidad de navegación. En cambio, parte de su curso medio a partir de la cuidad de Zamora, es navegable en ciertos tramos y en determinadas épocas del año.
 
La línea de cumbre-sur delimita las cuencas de los ríos Blanco-Chinchipe y Zamora.
 
Longitud calculada (SIG): 78 Km.

Superficie calculada (SIG): 160.168 has, que significa el 15,2% del total provincial.

 
 
3.3    La subcuenca del río Yacuambi-quebrada Chumaratza  y Namirez (B3)

 
Con la subcuenca del río Nangaritza, constituyen los sistemas hidrográficos más extensos afluentes al río Zamora.
 
Su divisoria de aguas noreste delimita con la provincia de Morona Santiago y específicamente con la subcuenca del río Bomboiza
 
Su curso principal,  el río Yacuambi, se origina en los páramos de Matanga y drena sus aguas con una dirección  norte-sur.
 
En su recorrido recoge las aguas de los sistemas de drenajes que descienden desde la parte alta de la cordillera Oriental particularmente de la cordillera de Cordoncillo y de los contrafuertes Tzunantza, Queque y Campanahurcu.
 
Recibe afluentes en su dos márgenes, pero los principales desembocan en la derecha como son los ríos Ingenio, Quimi y Salado.
 
Todo su curso presenta características de torrencialidad, que imposibilita la navegación, a excepción de un pequeño tramo cercano a la desembocadura en el Zamora, que tiene un cauce más amplio.
 
Longitud calculada (SIG): 94 Km.

Superficie calculada (SIG): 151.645 has, que representan el 14,3% de la provincia.
 

 
3.4  La subcuenca drenajes al río Zamora (B4)

 
Subcuenca mediterránea que se forma hidrológicamente bajo el aporte de pequeños tributarios que desembocan en ambas márgenes del río Zamora y que se originan en los contrafuertes de Campanahurcu y Pincho.                      .
 
Por su longitud y caudal se destaca la quebrada Nanguipa que desemboca en la rivera derecha del río Zamora y el río Chicaña que lo hace sobre su rivera izquierda.
 
Las características hidrográficas de estos cortos sistemas de drenajes les imprimen de un régimen hidrológico torrencial, imposibilitando cualquier práctica de navegación.
 
Longitud calculada (SIG): 66 Km.

Superficie calculada (SIG): 90.032 has que corresponden al 8,5% del área total de la provincia.

 
 
3.5    La subcuenca del río Chuchumbleza (B5)
 
Subcuenca biprovincial que se ubica a horcajadas entre las provincias de Morona Santiago y Zamora Chinchipe, correspondiendo a esta última la margen derecha.
 
Drena sus aguas con una dirección oeste-este y recoge todos los sistemas de drenaje que se originan en la vertiente media y baja de la cordillera Real, particularmente en el contrafuerte de Campanahurcu.
 
Su drenaje principal, el Chuchumbleza, delimita las dos provincias sur-amazónicas y sus cursos medio e inferior  podrían ser navegables, no así sus sistemas de drenajes que lo alimentan que tienen un régimen torrencial.
 
Longitud calculada (SIG): 39 Km.

Superficie calculada (SIG): 27.170  has, que constituye el 2,6% del total provincial.

 
 
3.6    La subcuenca de los ríos Machinaza-Quimi (B6)
 
Como en el caso de la subcuenca del río Nangaritza, la divisoria de aguas oriental de esta subcuenca, demarca el límite internacional entre Ecuador y Perú.
 
Se presenta a manera de una franja alargada y las cuencas superior y parte de la media del río Quimi, pertenecen a la provincia de Morona Santiago, pues el límite interprovincial que parte con una dirección este desde el río Zamora, está calcado sobre los 3° 30’ de Latitud  Sur.
 
Tanto el río Machinaza, como el río Quimi, se forman bajo el aporte de los sistemas de drenaje que descienden desde la cordillera del Cóndor por su vertiente occidental y escurren sus aguas en dirección noroeste y suroeste respectivamente.
 
Por las características fisiográficas de los territorios que drenan, presentan un régimen torrencial sin posibilidades de navegación.
 
Longitud calculada (SIG): 56 Km.

Superficie calculada (SIG): 68..374 has, que significa el 6,5% del área provincial.
 
 
               LEY DE CREACIÓN DE ZAMORA CHINCHIPE
             
 
 
EI proyecto de división territorial fue presentado por el ilustre historiador y orientalista Dr. Pío Jaramillo Alvarado en su calidad de Senador por la provincia Napo Pastaza al Congreso de 1950, y con el decidido apoyo del distinguido lojano Carlos Larreátegui como Senador por Santiago Zamora. Dicho proyecto de división de las dos provincias lo aprueba el Senado en 1951 y en 1952 lo ratifica sin alteración de su texto la Cámara de Diputados. El Poder Ejecutivo procedió a sancionar el proyecto el 10 de noviembre de l93, publicándolo en el Registro Oficial N° 360 del mismo año.
Una nueva reforma a la Ley Especial de Oriente aprobada por el Congreso de 1954, confirmó la creación de la provincia.
Al crearse la provincia de Zamora Chinchipe quedó integrada con la siguiente estructura administrativa:
Zamora, como cabecera provincial, cantones Zamora, Yacuambi y Chinchipe con sus cabeceras cantonales Zamora, 28 de Mayo y Zumba respectivamente.
Al cantón Zamora le correspondió las parroquias: Timbara, Cumbaratza, El Limón, Sabanillas e Imbana.
Al cantón Chinchipe las parroquias: Zumba, Chito, Palanda y El Chorro.
Al cantón Yacuambi las parroquias: 28 de Mayo, La Paz y Tutupali.
 
SITUACIÓN GEOGRÁFICA
La provincia amazónica de Zamora Chinchipe, está situada en el extremo Sur oriental del Ecuador.
 
SITUACIÓN ASTRONÓMICA
Está ubicada en el quinto uso horario, entre los paralelos 3° 11’ y 5° 10’, de latitud sur y los meridianos 77° 50’ 79° 30’’ de longitud occidental.
 
DIVISIÓN POLÍTICA:
La provincia está dividida en nueve cantones y treinta y un parroquias, de las cuales nueve son urbanas y veintitrés son rurales.
Los cantones con sus respectivas parroquias son:
Cantón Centinela Del Cóndor.- Parroquia urbana Zumbi y parroquia rural Paquisha.
Cantón Chinchipe.- Parroquia urbana Zumba y las parroquias rurales de El Chorro, Pucapamba, la Chonta y Chito.
Cantón Nangaritza.- Parroquia urbana Guayzimi y su parroquia rural Zurmi.
Cantón Palanda.- Parroquia urbana Palanda y sus parroquias rurales Valladolid, Porvenir del Carmen y San Francisco del Vergel.
Cantón Paquisha.- Parroquias Paquisha, Bellavista, Nuevo Quito.
Cantón El Pangui.- Parroquia urbana El Pangui y sus parroquias rurales Pachicutza, Güisme y Tundayme.
Cantón Yacuambi.- Parroquia urbana 28 de Mayo y sus parroquias rurales La Paz y Tutupali.
Cantón Yantzaza.- Parroquia urbana Yantzaza y sus parroquias rurales Chicaña y Los Encuentros.
Cantón Zamora.- Parroquia urbana Zamora, sus parroquias rurales Imbana, Sabanilla, El Limón, Timbara, Cumbaratza, San Carlos y Guadalupe.
 
Click para Ampiar
 
               G E O L O G Í A
             
 
 
La región oriental se extiende al este de la Cordillera Real, siendo separada de la última en parte por un sistema de fallas.
 
Entre los Andes propios y la llanura amazónica, se levanta la Tercera Cordillera o zona subandina; los relieves más evidentes, domo del Napo al Norte y Sierra Cutucú al Sur, están separados por una depresión, situada entre los valles del alto Napo y del alto Pastaza; hacia el Sur, la cordillera del Cóndor prolonga la misma unidad en territorio peruano. Esta Tercera Cordillera, discontinua, corresponde a un conjunto de anticlinales, generalmente volcados hacia el Este y dispuestos “en échelon”, con  rumbos paralelos a los Andes (Ver MAPA GEOLÓGICO).
 
La Sierra Cutucú comprende esencialmente terrenos jurásicos y cretácicos; aún se nota un pequeño núcleo paleozoico en el norte. Corresponde a un anticlinario, cuyo flanco oriental forma estructuras secundarias (Cangaime, Macuma, Oso), para finalmente hundirse en una zona de flexuras y fallas. Hacia el Oeste sigue un área sinclinal, con Cretáceo aparente; forma una depresión longitudinal, drenada por el Río Upano. Las capas vuelven a levantarse a lo largo de la Cordillera Real, permitiendo la reaparición de un núcleo jurásico, que colinda con la serie metamórfica de la Cordillera Real. SAUWER ha supuesto, en este sector Sur también, la existencia de una gigantesca falla inversa, separando la serie metamórfica de los sedimentos orientales. Pero los trabajos modernos no lo confirmaron. Aun más, la observación de fósiles   en rocas metamórficas de la zona de Gualaquiza rinde innecesaria la hipótesis de una falla mayor separando los afloramientos metamórficos y sedimentarios ( C. BRISTOW).
 
Frente a la depresión Napo-Pastaza, se conoce otra estructura anticlinal, llamada Mirador; está pegada a los Andes y tiene una extensión reducida.
 
Más al Norte, el  domo del Napo está constituido por un Cretáceo ampliamente expuesto, casi horizontal, pero que buza al Este en una zona de flexuras; el Jurásico piroclástico subyacente aparece en los cortes de los ríos. Hacia el Oeste el conjunto colinda ( en contacto de fallas ?) con la cobertura andina, formada de Paleozoico (?)  y Mesozoico acompañados por un batólito alargado.
 
En la depresión Napo-Pastaza y en la llanura amazónica, se extiende un potente Terciario continental, son algunos episodios salobres. Descansa sobre el Cretáceo, reconocido en perforaciones. En este conjunto, explotaciones geofísicas han evidenciado escasos pliegues profundos( estructuras Vuano, Oglán, Canelos-Umupi, Galeras, Villano, Yuralpa,  Lorocachi-Yasuni o Tiputini), tanto más amortiguados cuanto más orientales. Pertenecen al mismo conjunto tectónico que la Tercera Cordillera, la que  representa los pliegues más occidentales, particularmente intensos.
 
El Cuaternario, enteramente torrencial o fluviátil, forma un amplio abanico, abierto hacia el este en la depresión Napo-Pastaza. Está fragmentado en mesas escalonadas que bajan gradualmente desde el pie de los Andes hasta la llanura amazónica. Al Cuaternario corresponden también dos volcanes al norte del Napo;   el Reventador, todavía activo, se sitúa en el flanco de la Cordillera Real; el Sumaco perfora el domo del Napo.
 
A continuación se hace una descripción detallada de las formaciones aflorantes en el área de estudio.

 
1. Precámbrico, Paleozoico
 
Grupo Metamórfico: Zamora (Pzz). La faja metamórfica se extiende a lo largo de la Cordillera Real de la provincia de Zamora Chinchipe de Norte a Sur. En el área de estudio se encuentra un gran grupo: Zamora.
 
El Grupo Zamora (Pzz), se presenta a lo largo de las vertientes  orientales de la cordillera Real y ocupa una superficie de 385.117 Ha, que corresponde al 36,5% de la provincia.
 
El afloramiento ancho de rocas metamórficas en la zona Zamora-Loja ha sido llamado Grupo Zamora.
 
El grado de metamorfismo varía desde filitas hasta granito metasomático. El grado más alto se encuentra  en el Este.
 
Las rocas de grado bajo consisten de filitas, esquistos sericíticos, equistos cuarcíticos y cuarcitas. Los esquistos grafíticos son conspicuos en el   lado Oeste entre Loja y Malacatos y al Oeste de Malacatos. Al este, como el grado de matamorfismo aumenta, se ven esquistos biotítico-muscovíticos, gneises y gneises graníticos de grano grueso.
 
El rumbo general de la foliación es N-S a NNE-SSW. Las rocas están plegadas isoclinalmente. Un solo período de deformación es evidente. Se piensa que la Serie deriva de una secuencia gruesa de sedimentos clásticos consistiendo principalmente de material argiláceo y arenáceo. Al Este de Saraguro en la zona de Tres Lagunas, hay un granito de origen supuesto metasomático. La litología es muy variable pero un rasgo distintivo es la presencia de fenocristales de feldespatos de 10 x 4 cm. La presencia de foliación generalmente indica el margen de una faja ancha de augen-granito, que pasa a fajas de milonita. Vetas de cuarzo hasta de 35 cm son comunes. Se notan xenolitos.

 
2. Mesozoico
 
Jurásico.- Formación Santiago (TS5)
 
Distribución: La Formación aflora ampliamente en la parte occidental de la  Sierra de Cutucú, desde el este de Macas (Lat. 2° 18’ S, long. 78’’ 7’ W) hacia el Sur cruzando el río Santiago, afluente del Marañón, y prosigue en territorio peruano con el mismo nombre. En Zamora Chinchipe la formación se inicia en la cuenca superior del río Jambue y formando una estrecha franja de orientación meridiana avanza hasta el límite con el Perú. Cubre un área de 41.047 Ha, que representan el 3,9% del total provincial.
 
La localidad tipo corresponde a los cortes del alto Santiago.
 
Litología: El desarrollo normal de la Formación, en la parte Este del área, comprende una secuencia monótona de calizas silíceas en capas delgadas (1-50 cm) de color gris oscuro hasta negro (gris claro en exposición), con una cantidad igual de areniscas calcáreas, finas hasta groseras, de color gris (pardo en exposición) y además intercalaciones de lutitas negras, delgadas (raras veces unidades de 5-20 m de potencia), arenoso-micáceas, localmente bituminosas. Las calizas contienen capas y nódulos de chert negro o granos finos de sílice diseminados en toda la roca. Las lutitas son duras y astillosas con laminillas silíceas y frecuentemente nodulares, el conjunto no parece representar más que el tercio de la totalidad de la Formación.
 
Hacia el Oeste, la facies se vuelve más volcánica, con abundantes intercalaciones de brechas volcánicas que pasan lateralmente a tobas arenosas verdes y lutitas bentoníticas. El conjunto está perforado por intrusiones de rocas ígneas, porfiríticas, felsíticas y diabásicas, verdes y grises. En 1948, TSCHOPP atribuye todas estas intrusiones a un volcanismo posterior (Misahuallí),pero en 1953 reconoce la presencia de piroclásticos intraformacionales y admite una actividad volcánica submarina durante la Santiago.
 
Relaciones estratigráficas y potencia:  La Formación Santiago yace debajo de la Fm. Hollín. La base de la Formación no ha sido observada. Se estima la potencia total entre 1. 500 y 2.700 m.
 
Miembro Misahuallí Formación Chapiza (Jsv).- Geográficamente esta formación se encuentra en las cuencas de los ríos Zamora y Nangaritza. En el primer caso, aguas arriba de la cabecera cantonal Zumbi y en el segundo, en ambas márgenes del río Nangaritza, particularmente en la derecha. Abarca un espacio de 55.467 Ha, que constituye el 5,3% de toda la provincia.
 
Tschopp indica tres divisiones que son observables en la localidad tipo:
 
Chapiza inferior, que es una alternancia de lutitas y areniscas de color gris rosado y violeta. También presenta capas       delgadas de anhidrita, vetas de yeso y concreciones de dolomita. Es conocida con el nombre de “Chapiza roja y gris”.

Chapiza medio, conocida como “Chapiza roja”, consiste en una alternancia de lutitas y areniscas de color rojo pero sin intercalaciones de evaporitas.

Chapiza superior o Miembro Misahuallí, constituida por una secuencia de piroclastos: tobas de color gris, verde o violeta, areniscas tobáceas, brechas  y basaltos; con la presencia de lutitas, areniscas rojas y conglomerados.

El límite inferior de esta formación, se conoce únicamente al Sur del país, en la que se dispone discordante sobre las formaciones Santiago y Macuma. En el área de estudio se halla suprayacida por la formación Hollín, en forma discordante, aunque hay autores que consideran que se produce un cantacto gradacional.
 

Cretáceo.- Formación Celica (Tsv):  Dos unidades pequeñas de esta formación se encuentran en esta provincia. La una entre el cantón Palanda y la parroquia Palanuma y la otra, en la parroquia Chito, cubriendo una pequeña área de 2.406 Ha, que constituyen el 0,2% de la provincia.             
 

Litología:  En su mayoría consiste de andesitas homogéneas, masivas, verdes, excepto por capas de tobas interestrarificadas. Una variedad de texturas se manifiesta, pero todas incluyen material afanítico característico de rocas ígneas de enfriamiento rápido. La andesita porfirítica está difundida y los fenocristales máficos son dopsida y augita, pero estos están siempre subordinados a los fenocristales andesino-labradorita.
 
En la Provincia de Loja, al  Oeste de El Empalme se conoce una secuencia de cuarcitas, calizas y tobas finamente bandeadas dentro de la Formación.
 
Hacia el tope de la Formación lutitas y argilitas interestratificadas ocurren. La Formación está sobrepuesta por la Fm. Yunguilla (maestrichtiana). La base descansa sobre los metamórficos de la Serie Zamora en la zona norte de Loja. Más al sur, en la zona 30 Km. suroeste de Alamor, hay un sinclinal de la Fm. “Piñón”encima de la Fm. Zopotillo. El autor piensa que no es un lente como está expuesta en el corte del mapa de Alamor (1973), sino la verdadera base de la Formación. En este aspecto es significante que la Fm. Celica no aflora debajo de la Fm. Cazaderos (Aptiano-Albiano) 40 Km. noroeste en la zona de Puyango. Allí la Fm. Cazaderos descansa directamente sobre rocas paleozoicas del Grupo Tahuín.

 
Formación Hollín (Ks): También esta formación se ubica en las cuencas hidrográficas de los ríos Zamora y Nangaritza. En la primera forma pequeñas unidades discontinuas que se localizan aguas arriba del cantón Yantzaza y en la segunda, se distribuyen indistintamente en toda la cuenca, particularmente en la alta y baja. Conjuntamente con la Formación Napo, ocupan una superficie de 170.419 Ha, que significa el 16,1% de la provincia.

 
Localidad tipo.- A lo largo del Río Hollín que desemboca en el Misahuallí, a 8 Km. Este de Tena (Tena = lat. 1° S, long. 77° 50’ W).

 
Litología:  Areniscas cuarzosa blanca porosa de grano medio a grueso, maciza o con estratificación cruzada, mostrando a veces “ripple marks”. A veces hay capas guijarrosas delgadas e intercalaciones de lutitas arenosas obscuras, localmente micáceas y también de lutitas carbonosas negras en la parte superior de la sección. En afloramientos hay bastantes impregnaciones de asfalto. En pozos en el norte y este, forma uno de los reservorios petroleros principales del Oriente.
 
Distribución y relaciones estratigráficas:
  Acompaña generalmente la Fm. Napo suprayacente. Aflora en el flanco Este de la Sierra del Cutucú, donde descansa en discordancia angular sobre la Fm. Chapiza; en el flanco Oeste de la misma Sierra, yace sobre la Fm. Santiago. En el área del domo del Napo, aparece en los ríos Hollín, Misahuallí.

 
Formación Napo (Ks).- Similar distribución geográfica que la Formación Hollín, es decir, en las cuencas hidrográficas de los ríos Zamora y Nangaritza, pero con menores ámbitos o dominios espaciales. Conjuntamente con la Formación  Hollín, ocupa una superficie de 170.419 Ha, que significa el 16,1% de la provincia.
 
Se presenta masiva y se conforma de una serie de calizas muy fosilíferas oscuras, intercaladas con areniscas calcáreas y abundantes lutitas negras y azules; se encuentran también algunos horizontes bituminosos. Se depositó en un ambiente marino en una cuenca alargada de rumbo Norte - Sur.
 
Tschopp divide la formación basándose en su litología y fauna en: inferior,  medio y superior.
 
La formación Napo se superpone concordante a la formación Hollín y se encuentra suprayacida por los “red beds” de formación Tena, con una ligera discordancia erosional. La formación Napo y en especial la Napo medio, conforma un karts, con fracturas y grietas de disolución en las cuales existe un importante escurrimiento subterráneo.

 
3. Terciario  
 

Oligoceno - Mioceno - Plioceno:
 
Grupo Margajitas (TS2)

 
Localidad Tipo.- Afloramiento en el Río Margajitas entre 3 y 6 Km Oeste del río Topo, afluente del Río Pastaza en su corte de la Cordillera Real ( confluente Topo-Pastaza = Lat. 1°25’s, long. 78°15’W). Forma una pequeña unidad ubicada en la parte centro-norte que limita con la provincia de Morona Santiago. Su superficie es del orden de 2.287 Ha, que corresponde al 0,2% del total provincial.
 
Esquistos arcillosos, semi-metamórficos, han sido señalados en esta localidad por WURM;SEMANATE.
 
TSCHOPP elevó esta unidad al rango de formación con la definición siguiente: “sucesión de más de 1 000 m de pizarras negras ligeramente filíticas y de areniscas cuarcíticas, comúnmente piritosas de grano fino a mediano. Unos pocos bivalvos indeterminables representan las únicos fósiles”.KENNERLEY la describió como lutitas negras, localmente poco matamorfizadas a filitas, pero sin clivaje o esquistosidad.
 
Litológicamente estos estratos se parecen mucho a los componentes de la Fm. Pumbuiza (Paleozoico? Superior). Pero no hay nada que impida la correlación con las rocas cretácicas al Este encima de la plataforma continental, y las lutitas y filitas representarían depósitos en agua más profunda al Oeste. El metamorfismo incipiente sería el resultado de la orogenia laramídica. La analogía se ve más al  Sur en la zona Limón-Cuenca. Allí en la zona de Limón, hay rocas maestrichtianas de tipo plataforma, pasado al Oeste a rocas metamórficas. Más al Oeste, en la zona de Cuenca BRISTOW   ha demostrado que los esquistos de la Serie Paute pasan al Oeste a las argilitas de la FM. Yunguilla (Maestrichtiano).
 
Al Sur de Mera,
en las cabeceras del Río Llushin están descritas por TSCHOPP capas similares a las de Margajitas que ocurren en un complejo muy perturbado y semi-metamórfico, que en la parte Este contiene capas rotas (brocken beds) y caliza fosilífera y lentes de lutitas negras asignadas sin duda por TSCHOPP al la Fm. Napo. La presencia de calizas en este sector (que se sitúa más al Este de la localidad tipo) indica la proximidad de la plataforma continental.
 
Rocas semi-metamórficas parecidas a las pizarras Margajitas aforan también al Oeste de Baeza en el camino Quito-Napo, o sea en la prolongación nórdica de la misma zona tectónica.

 
Plioceno:
 
Grupo Ayancay (TS4): Geográficamente corresponde a la depresión o cuenca de Zumba de topografía alveolar. Cubre un área de 10.101 Ha, que constituyen el 1% de la provincia en estudio.
 
Esta compuesta por piedras con diámetro máximo de 30 cm, de filitas, cuarcitas, esquistos serivíticos,  riolita dentro de una matriz arenosa. Los conglomerados forman filos prominentes que se ven en las fotografías aéreas.
 
Descansa probablemente en forma concordante sobre la Fm. San Cayetano.

 
4. Cuaternario

 
Pleistoceno:
 
Formación Tarqui (Tv):   Se localiza en el vértice nor-occidental de la provincia y ocupa un espacio de 28.860 Ha, que quiere decir el 2,7% de la provincia. Nombre tomado del pueblo de Tarqui, 13 Km. SSW de Cuenca. Tiene un afloramiento extenso en la parte sur del país, principalmente al sur del paralelo 2° sur hasta 3° 40’ sur con un ancho máximo de 100 Km. La UNDP. ha incluido parte de la Fm. Saraguro a lo largo del Río León dentro de la Fm. Tarqui. El afloramiento en el norte de la Provincia de Loja, antes  ha sido llamado Grupo Carboncillo. En la zona de El Oro se llamó Serie Casadero o Tobas Chuba.
 
Piroclásticos dominan en la secuencia; lavas forman un porcentaje muy bajo. Consiste de tobas y aglomerados riolíticos o andesíticos. En muchos lugares se ha convertido en caolín.  Al norte de Shoray aflora una dacita porfirítica blanca o gris. Cristales biotíticos de más de 3 mm de diámetro, cuarzo de más de 2 mm y feldespatos se hallan en una matriz de grano fino.
 
En la zona de San Fernando una fuerte silicificación ha afectado a los volcánicos. Sedimentos interestratificados que gradúan de arenas a conglomerados   se conocen al sur de Oña y a lo largo del Río Casaturo.
 
El espesor máximo se calcula como 1 200m.

 
Volcánicos Indiferenciados (Tqv).- 
Constituidos por depósitos de lavas andesitas y tobas, estos materiales afloran en la parte centro-sur de la provincia, abarcando un área de 11.595 Ha, que corresponde al 1,1% de toda la provincia.
 
Holoceno:
 
Formación Mera (Qm).- Consiste en depósitos de terrazas jóvenes compuestos de conglomerados de diversos tamaños, predominando los gruesos, areniscas y lentes de tobas y arcillas, provenientes de abanicos de pie de monte. La base de la formación es probablemente Plioceno superior o Pleistoceno inferior, con una historia de depósitos en todo el Cuaternario.
 
Se localiza en la parte centro-norte del área de estudio subreyaciendo a las Formaciones terciarias y cubre una superficie de 10.612 Ha, que representa el 1% del total provincial.
 

Oloceno:

 
Depósitos glaciáricos (Dg).- 
los depósitos glaciáricos se localizan en las partes altas de la cordillera Real, en el límite occidental del área de estudio. Su pequeño ámbito geográfico es de 2.617 Ha, que significa el 0,2% de la provincia.
 
Depósitos aluviales y de terrazas (Dac).-
  los depósitos aluviales y de terrazas se presentan descontinuadamente a lo largo de ciertos ríos importantes que drenan la parte central y occidental del área de estudio, formando estrechos valles. Se destacan los ríos Zamora, Nangaritza y Yacuambi. Su superficie es del orden de 21.378 Ha, que corresponde al 2% del total provincial.
 
Depósitos coluviales (Dc).-  determinados por procesos dinámicos de vertientes de diferente talla y extensión, se localizan en la parte norte de la provincia, particularmente en la cuenca media del río Yacuambi. Ocupan un área de 2.981 Ha, que representan el 0,3% de la provincia.
 
 
5. Rocas Intrusivas
 
Intrusivas de Guacamayos (Tgd).-  afloran en la parte central de la provincia a manera de una faja meridiana de orientación Norte-Sur. Están constituídos principalmente de granito rosado y homogéneo, con grano grueso con cristales típicos de plagioclasa, presentando también granodiorita. La dataciones radiométricas son variables, pero ha sido estimado como Jurásica. Conjuntamente con las Intrusivas ácidas, ocupanun espacio de 302.364 Ha, que significa el 28,7% de toda  la provincia.
 
Intrusivas ácidas (Tgd).-
afloramientos de granitos y granodiorita se presentan en la parte occidental de la zona de estudio,  correspondientes a los flancos exteriores de la cordillera Real. Su edad no ha sido establecida, pero se cree que se ubica en el Cretácico o en el Terciario. Conjuntamente con las Intrusivas de Guacamayos, ocupan un espacio de 302.364 Ha, que significa el 28,7% de toda la provincia. 

Geomorfología
 
Los diferentes conjuntos de relieve elaborados concomitantemente a la formación de los Andes y testigos de una evolución tectónica bastante compleja, presentan una gran diversidad morfo-estructural. Incluyen relieves tan diferenciados como  modelados típicos de cuencas sedimentarias, construcciones volcánicas típicas explosivas y efusivas o fenómenos aluviales, lacustres, etc
 
La arquitectura general del relieve está directamente relacionada con la edificación de la Cordillera de los Andes sobre la línea de encuentro entre dos placas con movimientos en sentidos opuestos. La una, al Este, es la terminación occidental del gran zócalo continental; con la placa oceánica de Nazca-Cocos, compuesta de rocas básicas, caracterizada por un movimiento opuesto hacia el Este.
 
A la misma época, la cuenca Amazónica es la sede de una sedimentación de tipo continental y lacustre, que sobreyacen las rocas sedimentarias de plataforma de Mesozoico tardío y la corteza continental Pre-cámbrica. Estos depósitos detríticos y localmente carbonatados (conglomerados, areniscas, arcillas y calizas) tiene una potencia de más de 5 Km. La cuenca es asimétrica, con su eje de depósitos cercano a las estribaciones orientales.
 
Bajo este esquema morfo-estructural, en la zona de estudio se han identificado dos grandes paisajes geomorfológicos, que albergan a su vez siete subpaisajes.
 
 
Vertiente Andina Alta. Relieves rocosos y agudos con modelado glaciar o nival.
 
 
La Cordillera Oriental constituye una impresionante barrera montañosa que toma la dirección de las orientaciones tectónicas generales de los Andes es decir, NE-SO, formando el eje cristalino de la Cordillera.
 
Las mayores alturas varían entre 4.000 y 4.500 m. Con vertientes externas muy abruptas que caen rápidamente hacia la Amazonía.
 
La unidad abarca todos los paisajes glaciares meridionales y cubre un espacio de 36.984 Ha, que representa el 3,5% de la provincia. Mucho menos extendidos que sus homólogos del Norte, estos presentan un dibujo en plano más filiforme, que traduce su posición en la cima de estrechos interfluviales. Su anchura que no excede nunca de 10 Km., es a menudo de 2 a 5 Km. Al Sur Oeste de Zamora subsisten más que bajo la forma de una muy estrecha banda sinuosa, a veces discontinua, que marca la divisoria de aguas entre los medios andinos y  amazónicos. Esta situación es reveladora de los profundos cambios estructurales en la Sierra del Sur y de la desaparición de la cordillera occidental por ejemplo.
 
La ausencia de cobertura piroclástica se traduce en profundos cambios de las formas y formaciones aflorantes. Las primeras no presentan la misma esfumación generalizada que en el Norte, en donde todos los contrastes son suavizados por las últimas caídas volcánicas. Por la misma razón, las variaciones de los substratos (litología y  formaciones superficiales) se vuelven perceptibles. Así, los modelados glaciares sobre granito, en las cercanías de Amaluza, presentan formas más redondeadas con afloramientos rocosos homogéneos, masivos; en cambio sobre las rocas metamórficas, inmediatamente más al Norte, las discontinuidades litológicas de foliación y estructurales se traducen netamente tanto sobre el relieve general por la presencia de numerosos alineamientos muy visibles, cuanto sobre las agujas rocosas que presentan formas superficiales muy disectadas.
 
Por otra parte, las formaciones superficiales originales afloran hasta la superficie. Los depósitos relacionados con las acciones glaciares se caracterizan por una gran diversidad: morrenas conglomeráticas sobre metamorfitas o volcanitas y más arenosas sobre granitos, rellenos infra-glaciares, glacio-lacustres o fluvio-glaciares de granulometría fina, vertientes rocosas y conos de escombros pedregosos, etc.
 
Las alteraciones superficiales del sustrato presentan características particularmente interesantes, Ahí, es posible observar varias generaciones de alteritas: las más recientes, post-glaciares, desarrolladas sobre relieves deshielados o sobre los depósitos dejados por la retirada de los glaciares, son generalmente arenosas y poco evolucionadas. Afloran también alteritas antiguas, de las cuales la mayoría son potentes, arcilificadas, rojizas o abigarradas, y muestran características ferralíticas. Tal pedogénesis no es evidentemente concebible en las condiciones actuales de temperatura y precipitación, las interpretamos como alteritas reliquias, heredadas de períodos más calientes y más húmedos (anteglaciares o interglaciares) y son conservadas en la cima de colinas o en condiciones de abrigo particularmente favorables. Así , al sur de Amaluza, a 3.425 m en la orilla de un pequeño paso o collado hacia la Amazonía, existe una raíz profunda de alteritas graníticas, ferralíticas, heredadas, blanquecinas, totalmente arcilificadas sobre más de 5 m de espesor que, habiendo guardado toda la estructura de roca in situ, ha sido truncada en su parte superior, recubierta por unos 3 m de morrenas más recientes, areno-pedregosas con bloques y cantos rodados sanos.
 
 
Vertiente Andina Alta. Relieves con modelado volcánico
 
La unidad se localiza en el límite nor-occidental de la provincia y ocupa un área  de 17.195 Ha,  que corresponde al 1,6% del total provincial.

Contiene rasgos volcánicos: picos o diques salientes, despedazados por el hielo, con grandes vertientes cubiertas de escombros, derrames volcánicos que se adivinan a poca profundidad y más o menos colonizados, campo de proyecciones piroclásiticas cerca de los edificios volcánicos. Finalmente, tiene en su parte inferior las primeras huellas de la reanudación de la erosión lineal ligada al encajonamiento de la red hidrográfica en las vertientes andinas.
 
El modelado general se caracteriza principalmente por un aborregamiento general de las formas, ondulaciones con vertientes suaves, hondonadas pantanosas llenas de material coluvio-aluvial y una gran abundancia de relieves “en hueco”. Son pequeñas depresiones en anfiteatro de dimensiones entre decamétricas y hectométricas, con fondo plano o hinchado, y limitadas por pequeños taludes decamétricos con perfil rectilíneo muy suave; las interpretamos como nichos de nivación derivadas de antiguas acumulaciones de nieve y/o nevizas.
 
 
Vertiente Andina Alta. Relieves con modelado disectado

 
Los Andes erigen en el horizonte occidental de la Amazonía una gran barrera que culmina cerca de los 6.000 m en la cúspide de los volcanes recientes que coronan  la vertiente. Esta es a la vez vertiente amazónica de los Andes, como la orilla andina de la Amazonía sobre la cual toma su fuente la mayoría de los ríos que drenan la parte ecuatoriana de la Amazonía. Sin embargo, este conjunto no representa la línea divisoria de aguas de la cuenca vertiente amazónica pues que los principales ejes hidrográficos que son los ríos Pastaza, Paute y Zamora lo atraviesan por gargantas impresionantes, después  de originarse en el corredor interandino. Estos altos valles ofrecen entonces paisajes típicos del ámbito andino. Fuera de estas tres gargantas ningún pasó baja a menos de 2.700 m.
 
Conjunto montañoso imponente, la vertiente amazónica se caracteriza sobre todo por la amplitud de los desniveles, la inclinación de las pendientes, la presencia de macizos rocosos abruptos, de volcanes y de glaciares sobrepuestos sobre estos flancos disectados. Los modelados son diversos y algunas veces compuestos según el predominio de las manifestaciones antiguas, recientes o actuales del volcanismo, de la huella glaciar o de la erosión hídrica lineal.
 
La vertiente andina oriental del Ecuador está constituida principalmente por rocas metamórficas donde los componentes estructurales son particularmente visibles, flanqueadas de formaciones graníticas intrusivas, coronadas por conjuntos eruptivos andesíticos recientes recubiertas parcialmente por proyecciones piroclásticas.
 
Relieves de disección moderada y aguda, desarrollados sobre rocas metamórficas.

 
Estas altas vertientes se distinguen por la ausencia de un manto de proyecciones de cenizas volcánicas y se ubican en la parte occidental de la provincia. Cubren una  superficie de 198.965 Ha, que representa el 18,9% de la provincia. Por su altitud, escalonada entre 3.500 y 1.200 m, escaparon a la fase glaciar y son modeladas únicamente por la erosión lineal.
 
Este paisaje se desarrolla exclusivamente sobre formaciones metamórficas que fueron subdivididas por los geólogos en cuatro grupos: Cofanes y Ambuquí en el Norte, Llanganates en el centro y Zamora en el Sur. Se escalonan del Precámbrico al Paleozoico inferior. Constituidas por estratos fuertemente erguidos a subverticales con buzamiento dominante hacia el Oeste, estas formaciones se componen esencialmente de esquistos, cuarcitas y gneis con presencia más importante de filitas y anfibolitas en la parte septentrional de la vertiente.
 
Los modelados se caracterizan por una disección aguda, irregular y asimétrica, que se ve influenciada:


Por las direcciones estructurales del conjunto. Su expansión en el relieve se caracteriza, sobre todo, por alineamientos muy visibles de crestas agudas en sentido Norte-Sur (aquel de la dirección de las capas) y por una disemetría de las vertientes Oeste y Este, en función de los buzamientos siempre fuertemente erguidos;

Por la  naturaleza de las facies dominantes. Así los sedimentos más blandos (esquistos y filitas) dieron lugar a formas “en huecos”: valles alargados, corredores más o menos deprimidos; mientras que los estratos más resistentes (gneis y sobre todo cuarcitas), arman los principales relieves: barras rocosas, esperones longitudinales o pitones  de tipo “inselberg” en las zonas deprimidas del Sur.
 
Este paisaje se define sobre todo por una disección más vigorosa, irregular y asimétrica del substrato metamórfico, gneis, areniscas y esquistos. Las pendientes son, en general, superiores a 50%. Se escalona entre 3.000 y 1.000 m aproximadamente y asegura toda la transición entre los modelados glaciares andinos y el piedemonte colinar subandino.
 
Relieves de disección aguda desarrollados sobre rocas intrusivas.
 
Las dos vertientes andinas, occidental y oriental, están verdaderamente “agujereadas” por intrusiones granitoides numerosas y extensas. Las más importantes se encuentran en la vertiente occidental y sobre la vertiente oriental entre La Bonita y Mera o en las cercanías de Zumba; aunque muchas otras pequeñas intrusiones están diseminadas a lo largo de estas dos vertientes.
 
Regularmente se trata de rocas de grano medio o grande con cuarzo, fedespato, hornblenda, con composiciones de granito, granodiorita o tonalita. Las facies de grano fino están poco representadas.
 
Su edad es todavía mal conocida; parece que lo más antiguos, encajados en las metamorfitas de la vertiente oriental tienen edades que van desde el Prejurásico al Cretácico y que han sufrido un cierto grado de metamorfismo, visible localmente por una orientación bien marcada, al  Norte de Zumba, por ejemplo.
 
En la parte surandina,  sin recubrimiento piroclástico, la repartición es idéntica. Simplemente es necesario señalar, en relación a la ausencia del recubrimiento de cenizas y las condiciones climáticas netamente menos húmedas que al Norte, una agravación del papel de la ablandación reciente y actual.
 
La unidad representada sobre la vertiente oriental, corresponde a las partes altas más expuestas, localizadas en el límite occidental provincial. Su superficie es del orden de 62.369 Ha, que quiere decir el 5,9% del total provincial.
 
Vertiente Andina o Zona Subandina. Relieve con modelado disectado
 
La estructura del Santiago es más abonbada, más profundamente vaciada y más fuertemente accidentada que la de su homóloga del norte. Da lugar a las cordilleras del Cutucú y del Cóndor, de ambas partes del río Santiago que las atraviesa en garganta. Paralelas a la Cordillera de los Andes, estas constituyen realmente una tercera cordillera, con una orientación submeridiana similar, situada a la orilla del Oriente, en posición subandina. Están muy marcadas en los paisajes y claramente separadas de los relieves andinos, inmediatamente al oeste, por el corredor continuo ocupado, de norte a sur, por los ríos Namangoza, Zamora y Nangaritza.
 
Estas dos cordilleras tienen un acceso difícil, tanto por razones políticas como naturales. Su cobertura fotográfica sólo es parcial y con una calidad mediocre. La serie sedimentaria más representada en los afloramientos es la Jurásica. En la parte central se ubican mesas, cuestas y espigas de grandes dimensiones. Resulta notorio que formas kársticas se han desarrollado en las capas calcáreas como  la atestiguan ciertas grutas famosas pero la morfología superficial parece estar todavía bajo la influencia predominante de la erosión diferencial de las capas duras o blandas. En las vertientes, predominan las espigas agudas que corresponden a las areniscas cretácicas. Además, el granito, subyacente a las areniscas, aflora en el Cóndor, en los lugares donde las estructuras areniscas de superficie están desmanteladas.
 
Relieves de disección moderada y aguda desarrollados sobre rocas sedimentarias.
 

Se trata de un conjunto de formas que difieren por la ausencia de cenizas volcánicas eólicas, que, esporádicas al centro de la vertiente andina oriental, desaparecen hacia el Sur. Se localizan en las partes central y occidental de la provincia. Este conjunto no es bien conocido a causa de las dificultades de acceso y por la mala calidad de los documentos aéreos y de satélite disponibles sobre estas zonas y ocupa un área de 309.282 Ha, que representa el 29,3% de toda la provincia.
 
Este paisaje se define sobre todo por una disección más vigorosa, irregular y asimétrica del substrato sedimentario-metamórfico; gneis, areniscas y esquistos. Las pendientes son, en general, superiores a 50%. Se escalona entre 3.000m y 1.000 m aproximadamente y asegura toda la transición entre los modelados glaciares andinos y el piedemonte colinar subandino.
 
Relieves de disección aguda desarrollados sobre rocas intrusivas.
 
Las dos vertientes andinas, occidental y oriental, están verdaderamente “agujeradas” por intrusiones granitoides numerosas y extensas. Las más importantes se encuentran en la vertiente occidental y sobre la vertiente oriental en las cercanías de Zumba; aunque muchas otras pequeñas intrusiones están diseminadas a lo largo de estas dos vertientes.
 
Regularmente se trata de rocas de grano medio a grande con cuarzo, feldespato, hornblenda, con composiciones de granito, granodiorita o tonalita. Las facies de grano fino están poco representadas.
 
Su edad es todavía mal conocida; parece que los más antiguos, encajados en las metamorfitas de la vertiente oriental tiene edades que van desde el Prejurásico al Cretácico y que han sufrido un cierto grado de metamorfismo, visible localmente por una orientación bien marcada, al Norte de Zumba, por ejemplo.
 
En la parte surandina, sin recubrimiento piroclástico, la repartición es idéntica. Simplemente es necesario señalar, en relación a la ausencia del recubrimiento de cenizas y las condiciones climáticas netamente menos húmedas que al Norte, una agravación del papel de la ablandación reciente y actual.
 
La unidad  constituye el paisaje dominante de la cordillera del Cóndor y se extiende sobre una superficie de 141.663 Ha, que corresponde al 13,4% de la provincia. Es un paisaje muy disectado, compuesto por un relieve homogéneo constituido de una multitud de colinas vigorosas con cimas redondeadas y largas vertientes convexas empinadas. La red hidrográfica es densa, poco jerarquizada, típica de las regiones con disección sobre rocas graníticas.
 
Relieves Estructurales representados por mesas o cuestas con cornizas abruptas, desarrollados sobre areniscas cuarcíticas.
 
La unidad  es un paisaje típico de la Cordillera del Cóndor. Su superficie es del orden de 51.637 Ha, que significa el 4,9% del total provincial. Los estratos de la cobertura discordante de areniscas cretácicas arman magníficos planos estructurales encaramados en los relieves graníticos subyacentes, que se pueden identificar fácilmente tanto en el terreno como en los documentos aéreos y espaciales. Son mesas subhorizontales o, más frecuentemente, planos monoclinales con suave inclinación hacia el oeste. La unidad incluye las superficies originales en posición cimera, disectadas en pequeñas cimas redondeadas convexas subiguales y restos de superficies derivadas, más bajas y con una disección más avanzada en colinas más agudas.
 
Depresión de Zumba de topografia alvealar, modelada en crestas periféricas metamórficas y depósitos sedimentarios internos.

La depresión o cuenca de Zumba constituye una alvéola con dimensiones más amplias, marcadas por fuertes gradientes altitudinales, de temperaturas y de precipitaciones. Cubre un área de 30.926 Ha, que representa el 2,9% de la provincia. Por otra parte está tapizada por sedimentos relativamente antiguos, insertados en un anfiteatro granítico-metamórfico.
 
Las crestas que rodean la cuenca están cubiertas por suelos ferralíticos más o menos humíferos, negros/amarillos/rojos, periácidos y desarrollados sobre rocas metamórficas.
 
Relieves colinados de piedemonte localizados en las partes bajas de las vertientes y en los flancos coluviales de los valles del sur.
 
Los valles del sur son generalmente estrechos, se insertan en paisajes vigorosamente disectados o accidentados que comportan, a veces, rocas sensibles a la metorización y susceptibles de deslizamientos en las pendientes; y a veces, cornisas de areniscas que se derrumban por faldas. Espacialmente su ámbito geográfico es de 150.703 Ha, que corresponde al 14,3% del total provincial.
 
Los sistemas de terrazas fluviales, tales como las que se observan al norte y al centro de la Amazonía, no encuentran su lugar aquí, así como tampoco los grandes glacis detríticos. Sin embargo, sus partes bajas están tapizadas por numerosos conos detríticos pequeños, alineados al pie de los relieves. Lateralmente, estos conos son muchas veces coalescentes; longitudinalmente, sólo se extienden sobre algunos cientos de metros. Se juntan a las vertientes altas por fuertes pendientes irregulares cubiertas de desprendimientos o deslizamientos en masa, y con las terrazas aluviales (en donde éstas existen, estrechas, finas y arenosas) por cortos glacis. Estos conos están disectados por pequeños barrancos longitudinales, desprovistos de ramificaciones laterales. Al ser divididos en compartimientos por esta disección y deformados por las remodelaciones, estos conos toman un aspecto de colinas.
 
Sistemas de terrazas aluviales (alta, media y baja).
 
 
Esta unidad corresponde al complejo de valles constituido por conos de deyección y terrazas aluviales de varios niveles, de poca extensión y estrechamente yuxtapuestos entre sí, formados por los ríos Zamora, Yacuambi, Nangaritza, Chicaña y Quimi. Presenta una superficie de 47.607 Ha, que significa el 4,5% de toda la provincia.
 
Estas terrazas son con frecuencia ligeramente más elevadas que los niveles medios de los ríos y de las capas acuíferas pero siempre están bajo la amenaza de fluctuaciones periódicas, debido a empapamientos o a inundaciones. La subida de las capas, el desborde de las aguas fluviales y la acumulación de las aguas provenientes del escurrimiento sobre las superficies periféricas determinan que  no estén drenadas. Los perfiles están marcados por la hidromorfía, por lo menos en profundidad.
 
Al nivel de las zonas andinas y subandinas, los ríos son torrenciales y los valles estrechos, entallados en la roca, atascados por bloques duros. Aguas tranquilas con fondos planos rellenados sólo existen si algún obstáculo ha provocado la formación local de una represa.
 
En la depresión periandina, donde las aguas se extienden y los valles se ensanchan, el complejo fluvial toma amplitud. Solo excepcionalmente se observa el bed-rock y los guijarros duros. Los valles están tallados en un material meteorizado de naturaleza y de edad indefinibles, una alterita arcillo-arenosa abigarrada de rojo y gris, a veces verduscas, alternando con bancos de grauwacas friables o con arenas volcánicas compactadas, parcialmente meteorizadas.
 
La unidad está caracterizada por el predominio de las terrazas aluviales más altas de los valles, generalmente fuera del alcance de las aguas e indiferenciadas a este nivel desde el punto de vista de la estratificación de los depósitos, de la naturaleza de estos estratos y del grado de evolución pedogenética que los afecta.
 
Los conos de deyección no siempre poseen baja fertilidad; sin embargo son muy pedregosos y están expuestas a nuevas deyecciones o a la acción de  la erosión hídrica.
 
 Suelos

Los suelos de la provincia de Zamora Chinchipe y su distribución geográfica presentan criterios diferenciadores o propiedades particulares referentes a: material de origen morfológico, propiedades físicas y químicas, así como características climáticas y de relieve.
 
De esta manera en Zamora Chinchipe encontramos los siguientes conjuntos de suelos en el ámbito de unidades de simples o compuestas:
 
 
Conjunto de Suelos.
 
Este conjunto de suelos pertenece al ORDEN ENTISOLES, Suborden Orthens, y Gran Grupo Troporthents
 
Orden entisoles
 
Son aquellos suelos que tienen muy poca o ninguna evidencia de formación o desarrollo de horizontes pedogénicos. Hay muchas razones por las cuales no se han formado los horizontes; en muchos de los suelos el tiempo de desarrollo ha sido muy corto, otros se encuentran sobre fuertes pendientes sujetas a erosión y otros están sobre planicies de inundación, condiciones éstas que no permiten  el desarrollo del suelo. Pero no todos los entisoles son suelos jóvenes, existen algunos que se han formado sobre materiales muy antiguos pero contienen arenas de cuarzo y otros minerales muy pobres que no forman horizontes sino con extremada lentitud.
 
Los Entisoles de manera general se presentan en cualquier régimen climático. Suelen ocurrir sobre pendientes fuertes en las cuales la pérdida de suelo es más rápida que su formación, o donde la acumulación de materiales es continua, tal es el caso de las llanuras aluviales, estuarios, dunas, etc., o sobre materiales frescos (lavas)
 
Las condiciones de poco espesor o desarrollo del suelo limita su uso; los principales problemas para su aprovechamiento constituye la erosión, rocosidad, excesivos materiales gruesos, susceptibilidad a la inundación, saturación permanente de agua. 
 
Los subórdenes dentro de los Entisoles se los define en función de su material de origen.
 
Suborden Orthents.
 
Son los entisoles primarios formados sobre superficies de erosión reciente. La erosión puede ser de origen geológico o producto de cultivo intenso u otros factores que han removido o truncado completamente los horizontes del suelo, dejando expuesta a la superficie material mineral primario grueso (arenas, grava, piedras, etc), o material cementado (cangahua). Se presentan bajo cualquier régimen climático. Cuando sostienen vegetación, ésta es muy escasa o efímera.
 
 Gran Grupo.
 

Troporthents. Orthens de áreas templadas a cálidas y húmedas. Normalmente se encuentran sobre relieves de pendientes moderados a fuertes como son las estribaciones y vertientes de las cordilleras andinas.
 
En Zamora Chinchipe, este gran grupo de suelos se encuentra formando una unidad compuesta con los suelos DYSTROPEPTS  y se localiza en el límite occidental provincial sobre los relieves con modelado glaciar o nival de la vertiente Andina Alta. Cubre un área de 36.984 Ha, que representan el 3,5% del total provincial
 
 
Conjunto de suelos

 
El conjunto de suelos se inscribe dentro del ORDEN INCEPTISOLES,  Suborden Tropepts y Gran Grupo Dystropepts.
 
Orden  inceptisoles
 
Suelos que evidencian un incipiente desarrollo pedogenético, dando lugar a la formación de algunos horizontes alterados; los procesos de traslocación y acumulación pueden presentarse.
 
Constituyen una  etapa subsiguiente de evolución, en relación con los Entisoles, sin embargo son considerados inmaduros en su evolución.
 
Los Inceptisoles ocurren en cualquier tipo de clima y se han originado a partir de diferentes materiales perentales (materiales resistentes o cenizas volcánicas); en posiciones de relieve extremo, fuertes pendientes o depresiones o superficies geomorfológicas jóvenes.
 
La definición de los Inceptisoles es inevitablemente complicada. Abarca suelos que son muy pobremente drenados o suelos bien drenados y como ya se ha indicado con la presencia de algunos horizontes diagnósticos, sin embargo el perfil ideal de los Inceptisoles incluirían una secuencia de un epipedón ócrico sobre un horizonte cámbico.
 
El uso de estos suelos es muy diverso y variado, las áreas de pendientes son más apropiadas para la reforestación mientras que los suelos de depresiones con drenaje artificial puede ser cultivados intensamente.
 
Suborden Tropepts.

 
Son los Inceptisoles de las regiones tropicales con temperaturas superiores a 8° C., secas, húmedas a muy húmedas; que no tienen una cantidad significativa de materiales piroclásticos o amorfos en su constitución mineralógica. Son suelos de colores pardos o rojizos, más o menos bien drenados (Ver Foto A8). Muchos de ellos tiene un epipedón ócrico y un horizonte cámbico. Cuando están bajo regímenes húmedos su vegetación normalmente es el bosque de hojas anchas siempre verde; en los regímenes secos, la vegetación es de bosque deciduo o sabanas.
 
 Gran Grupo
 
Distropepts.   Son los Tropepts ácidos, parduscos o rojizos, formados a partir de rocas ácidas de diverso origen o bajo condiciones de alta precipitación, o ambas condiciones a la vez. Esta precipitación  puede ser bien distribuida o estacional. Son suelos que tienen muy baja saturación de bases, texturas finas y pesadas, compactos, muy lixiviados, con altos contenidos de aluminio intercambiable y de muy baja fertilidad. Se  presenta con afloramientos rocosos  y se localiza en forma de franjas alargadas
 
Discontinuas en las partes occidental y central de la provincia. Ocupan un superficie de 273.622 Ha, que corresponde al 25,9% del área de estudio.
 
Bajo climas cálidos se distribuyen en los relieves disectados o mesas del piedemonte oriental, en las colinas de la llanura Amazónica.
 
Bajo clima templado, estos suelos, se distribuyen en las pendientes fuertes de la cordillera subandina y  estribaciones orientales.
 
El uso de estos suelos es bastante restringido por las limitantes especialmente de baja fertilidad y toxicidad alumínica.
 
Espacialmente y como unidad simple, los DYSTROPEPTS ocupan el mayor ámbito geográfico de la provincia y se ubican en la parte central y occidental de la provincia sobre las relieves con modelado disectado de la Vertiente Andina Alta y Zona Subandina. Su ámbito geográfico es del orden de 638.559 Ha, que significa el 60,5% de toda la provincia.
 
Formando una unidad compuesta con los suelos TROPORTHENTS, este gran grupo de suelos se ubica en el límite occidental provincial sobre los relieves con modelado glaciar o nival de la Vertiente Andina Alta. Cubre un área de 36.984 Ha, que representa el 3,5% del total provincial.
 
 
Conjunto de suelos

 
Este conjunto de suelos pertenece indistintamente a dos ORDENES: ENTISOLES e INCEPTISOLES; dos  Subordenes: Fluvents y Aquepts y dos Grandes Grupos: Tropofluvents y Tropaquepts
 
Orden entisoles.- descrito inicialmente en el conjunto de suelos.
 Orden inceptisoles.-   descrito anteriormente en el conjunto de suelos.
 
Suborden Fluvents.
 
Entisoles formados por sedimentos aluviales recientes, sobre planicies de inundación, abanicos y deltas de los ríos, terrazas y llanuras. Su característica principal constituye el presentar capas estratificadas de textura variable y distribución irregular en el contenido de materia orgánica.
 
Suborden Aquepts.

 
Son los Inceptisoles permanentemente saturado de agua. Su drenaje natural es pobre o muy pobre y si no han sido drenados artificialmente, el agua superficial permanece durante algún tiempo del año en el suelo. Presentan coloraciones oscuras o grisáceas con gran cantidad de moteados indicadores del mal drenaje. Se han desarrollado sobre depósitos y depresiones de grandes áreas planas y planicies de inundación.
 
Gran Grupo
 
Tropofluvents.
Son Fluvents de zonas húmedas a húmedo-secas, con temperaturas cálidas. Son localizados en planicies de inundación, pendientes suaves de terrazas, bancos y diques de las llanuras aluviales amazónicas. Algunas veces se encuentran bajo cultivo.
 
Gran Grupo
 
Tropaquepts.  Aquepts de áreas cálidas, secas o muy húmedas; suelos con colores grises y moteados rojizos o negruzcos. Poseen una tabla de agua fluctuante que se mantiene relativamente alta durante casi todo el año. Son suelos que se han desarrollado sobre depósitos sedimentarios, marinos antiguos o aluviales recientes. En climas húmedos y  cálidos se los identifica sobre terrazas, pantanos y depresiones de las llanuras aluviales y valles de la Amazonía.   Presentan texturas arcillosas, arcillo-limosas o limosas; a veces horizonte superficial orgánico fibroso (epipedón hístico); pH ácido y baja fertilidad natural.
 
Los grandes grupos TROPOFLUENENTS y TROPAQUEPTS  forman una unidad simple de suelos, FLUVENTIC TROPAQUEPTS  y se distribuyen indistintamente en las partes central y norte de la provincia, principalmente sobre los sistemas de terrazas aluviales de los ríos Zamora, Nangaritza, Yacuambi y Chicaña. Ocupan una superficie de 46.509 Ha,  que quiere decir el 4,4% de la provincia estudiada.
 
 
Conjunto de suelos.
 

Conjunto de suelos compuesto por dos ORDENES: ENTISOLES e HISTOSOLES; dos Subordenes: Orthents y Fibrists y dos Gran Grupos: Troporthents y Tropofibrists.
 
Orden entisoles; Suborden Orthents   y  Gran Grupo  Troporthents,  fueron descritos inicialmente en el conjunto de suelos.
 
Orden histosoles
 
Corresponden a suelos compuestos principalmente por materia orgánica y en general se los conoce como turbas. Se encuentran saturados de agua, condición ésta que impide la mineralización de los materiales orgánicos. Adicionalmente las condiciones topográficas, en general cubetas y depresiones cerradas, tienden a favorecer el desarrollo al concertar humedad en ellos.
 
El criterio basado en la descomposición de los materiales orgánicos permite identificar un solo Suborden:
 
Suborden Fibrists.
 
Son las Histosoles compuestos de residuos orgánicos fibrosos poco o ligeramente descompuestos (turba fibrosa) pudiendo ser rápidamente identificables desde el punto de vista de su origen botánico. Varios son los factores que pueden limitar su transformación: la actividad biológica, condiciones hídricas del medio, composición de los residuos, temperatura, acidez o tiempo.
 
Gran Grupo
 
Tropofibrists.   Los Fribrists de zonas cálidas, húmedas a muy húmedas localizados en la llanura Amazónica, sobre depresiones y cubetas que dan lugar a grandes pantanos formados por capas orgánicas fibrosas con espesores mayores a 2 metros sumergidos en agua y bajo las cuales se tiene materiales arcillosos.
 
Asociados con suelos TROPORTHENTS y formando una unidad compuesta, este gran grupo de suelos se localiza principalmente en la parte oriental de la provincia sobre los relieves estructurales en forma de cuestas o mesas. Espacialmente, cubren un área de 51.637 Ha, que representa el 4,9% de toda la provincia.
 
Agricultura
 
Esta categoría incluye suelos potencialmente aptos para una actividad agrícola, mecanizada o manual y cuyo uso puede tener el carácter de intensivo, anual o extensivo.
 
Dos sub-categorías de uso agrícola han sido establecidas.  Ellas van desde una agricultura anual con fuertes limitaciones edáficas en el uso del recurso suelo, hasta un sistema agro-silvícola. Este sistema de agroforestería considera prácticas de uso, manejo y conservación de suelos.
 
Agricultura anual
 
Suelos de textura arcillosa que se distribuyen en su mayor parte sobre los paisajes húmedos y cálidos de la región amazónica, como son los relieves planos aluviales recientes de las llanuras mal drenadas y terrazas de posición media y alta que abarcan la casi totalidad de la superficie de la citada región.
 
En la provincia en estudio estos suelos arcillosos, pesados y compactos se encuentran sobre los relieves aluviales planos (valles con terrazas medias) en donde generalmente se encuentran en condiciones de drenaje interno escaso, pobreza química (lixiviación), fuerte acidez, capa freática alta y riesgo por las continuas crecidas por los cursos de agua; todo lo cual restringe su capacidad de uso.
 
Se recomienda casi todos los cultivos anuales adaptados a la zona, con productividad limitada, sin inversiones para corregir ciertos limitantes.
 
Geográficamente la unidad se encuentra en los valles de los ríos Zamora y Nangaritza, en este último, en las partes correspondientes a sus cursos medios e inferior. Ocupa una superficie de 22.052 Ha, que representan el 2,1% del total provincial.
 
 
Sistema agrosilvícola.

Suelos de textura arcillosa que se distribuyen en su mayor parte sobre los bosques húmedos y cálidos de la región Amazónica, como son los relieves colinados sedimentarios antiguos.
 
En esta provincia, los suelos arcillosos ocupan los relieves colinados originados sobre areniscas, conglomerados y arcillas; son de tipo caolinítico con un alto contenido de óxido de hierro, que da origen en ellos a una buena estructura y permeabilidad, con adecuadas características físicas cuando no han sido intervenidos y se hallan bajo vegetación natural; caso contrario, al ser talado el bosque para su reconversión en agricultura y pastoreo, son muy susceptibles a los procesos de compactación, erosión y escurrimiento superficial.
 
Las limitaciones edáficas determinadas por la pobreza química (lixiviación), acidez extrema y presencia de aluminio tóxico determinan el mantenimiento de una cobertura vegetal permanente a través de cultivos arbustivos.
 
Se recomienda la mayoría de cultivos permanentes adaptados a la zona, con énfasis en cultivos arbustivos tropicales bajo sombra.  Las acciones para corregir los limitantes edáficos no son posibles sin costosas inversiones y de rentabilidad dudosa.       
 
Varias unidades se encuentran distribuidas en la provincia; en la cuenca inferior del Río Zamora, en las cuencas media y superior del Río Nangaritza y en la cuenca media del Río Yacuambi. Cubren un área de 62.688 Ha , que representan el 5,9% de toda la provincia.
 
Pastos

 
La categoría comprende suelos que por sus características edáficas limitantes, deben ser dedicadas a actividades pecuarias a través de pasturas, excluyéndose toda actividad agrícola pura.
 
Dentro de los sistemas de agro-forestería, una sola sub-categoría de uso pecuario (pastos) ha sido determinada, Se trata del Sistema Agro- Silvo-Pastoril.
 
Sistema Agrosilvopastoril.
 

Suelos arcillosos aluviales o micáceos que ocupan los niveles indiferenciados de las terrazas aluviales de los ríos   Nambija, Nangaritza, Yacuambi, Chicaña y Quimi y la llanura aluvial reciente del cantón El Pangui. Espacialmente, cubren un área de 24.561 Ha, que significan el 2,3% de la superficie total provincial.
 
Estos suelos se hallan conformados por diversas capas estratificadas correspondientes a depósitos aluviales de materiales finos (arcillas y limos ).
 
En general no presentan un desarrollo de estructura, son masivos debido a un bajo grado de desarrollo pedogenético a causa del carácter reciente de los depósitos, así como también a que en su casi totalidad se hallan saturados con agua gran parte del año, la mayoría de años, lo cual restringe la actividad de los procesos de formación del suelo.
 
Aunque estos suelos contienen significativas reservas de nutrientes y su componente químico no es  restrictivo; en general, las condiciones físicas deficientes que presentan, esto es, mal drenaje, bajo conductividad de agua y aire, texturas pesadas, bajo desarrollo estructural y porosidad no favorable, saturación con agua y niveles freáticos altos; presentan serias limitaciones a su capacidad de uso.  Gama reducida de cultivos dentro de un sistema agro-silvo-pastoril.
 
Los limitantes no se pueden corregir.   La productividad se encuentra limitada.
 
Bosques
 
Suelos desarrollados en su mayor parte a partir de materiales antiguos sedimentarios de las colinas de la región amazónica.
 
Presentan texturas finas (arcillosas) con predominio de la fracción arcilla en su granulometría
 
Tienen una mayor cantidad de agua por volumen de suelo, por tanto, el volumen de poros (microporos y capilares) es mayor, aumentando por ende su capacidad de retención de agua.
 
En general desarrollan un buen grado de estructura.  Cuando los suelos se presentan masivos, sin una estructura definida, se los asocia a un bajo grado de desarrollo pedogenético o carencia de agentes cementantes - materiales orgánicos - entre partículas.
 
En suelos arcillosos, el predominio de arcilla contribuye a una mayor retención de los iones en forma intercambiable y por tanto, se presentan más resistentes a los procesos de lixiviación o percolación.
 
Los suelos rojos con contenidos de 30 a 60% de arcilla y que en su mineralogía presentan un predominio de arcillas del tipo 1:1 o “caoliníticos”.  Sus propiedades físicas son adecuadas debido a una buena agregación de sus partículas sólidas que han dado lugar al desarrollo de estructuras favorables que permiten una adecuada aireación, permeabilidad e infiltración de agua y retención de humedad; son de fácil laboreo.   La buena estructura se debe a que las partículas primarias están muy unidas con gránulos del tamaño de  granos de arena estables; su alta estabilidad se explica por el alto contenido de arcilla y a su cementación o revestimiento con óxidos amorfos de hierro y aluminio.
 
La pobreza química de estos suelos debido a intensos procesos de lixiviación, la acidez extrema y la toxicidad por aluminio se asocia a climas muy húmedos, perhúmedos y cálidos de la región amazónica.
 
Localmente, se presentan suelos que contienen dentro de su perfil un porcentaje significativo de grava gruesa (> 2mm) por volumen.  Generalmente se los identifica  en superficies formadas por depósitos coluviales y coluvio-aluviales.
 
Las características de alta retención de humedad, los hace muy susceptibles a erosión hídrica y movimientos en masa (deslizamientos) cuando se hallan desprovistos de vegetación en áreas de fuerte pendiente.
 
Esta categoría agrupa todos los suelos, que por sus limitaciones fisio-edáficas (relieve-suelos) son totalmente marginales para actividades agrícolas y / o pecuarias, por lo cual no permite un sistema de uso y manejo de los recursos naturales renovables, que no sea el forestal.
 
Se recomienda mantener la cobertura vegetal existente o desarrollar la silvicultura a través de labores de forestación o reforestación, cuando esta haya sido talada o eliminada.
Esta unidad ocupa el mayor ámbito geográfico de la provincia y se encuentra distribuida en toda ella, cubriendo un área de 901.361 Ha, que representan el 85,4% de la provincia.
 
Sin Uso Productivo.

 
Esta categoría está constituida por suelos que albergan ecosistemas de gran importancia ambiental, desde el punto de vista de la riqueza de su biodiversidad o de su fragilidad.
 
Por su ubicación geográfica y las permanentes limitaciones bio-físicas (clima, relieve, suelos) a que están sometidos estos suelos resultan totalmente inapropiados para ser utilizados en actividades productivas, por lo cual se recomienda mantener los recursos naturales en su estado actual, sobre todo el recurso vegetal.
 
Corresponden a las partes altas de la zona de estudio cubierta por una vegetación herbácea-arbustiva permanente y continua de “Páramo” y a los afloramientos rocosos de naturaleza glacio-nival.
 
Espacialmente, esta unidad se encuentra en las partes altas de la cordillera oriental andina, correspondiente al límite provincial con Loja. Cubre una superficie de 36.649 Ha, que significan el 3,5% del total provincial
 
 Flora
 
En las partes altas de este ecosistema aproximadamente a 2800 msnm existen manchas considerables de morrales, el estado de conservación de este tipo de vegetación al igual que la vegetación adyacente hasta los 2500 msnm especialmente por las condiciones climáticas y topográficas adversas no han recibido amenazas que alteren el normal proceso biológico de la vegetación; situación que ha permitido que las organizaciones locales hayan interesado en su conservación y protección. La zonas bajo los 2500 msnm, donde las condiciones topográficas lo permiten han sido intervenidas directamente en la instalación de pastizales y indirectamente en la extracción de productos del bosque, situación que ha provocado la ubicación de algunas especies dentro de alguna categoría de amenaza, como se lo expresa más adelante.  
 
El bosque presenta árboles entre 20 y 25 metros de altura cargados de abundante musgo, en esta franja las epífitas como orquídeas, helechos y bromelias son exuberantes. Existe alrededor de 135 especies endémicas, de este total, la familia Orchidaceae es la más representada con 65 especies, seguida por la familia Melastomataceae con 18 y Campanulaceae y Asteraceae con 7cada una, registrándose probablemente en este ecosistema la mayor diversidad florística. Muchas especies de las familias citadas y de otras se las pudo apreciar con facilidad en el tramo entre Valladolid y Yangana y en la vía Loja Zamora parte alta de sabanilla. Es importante indicar que de la diversidad endémica señalada, muchas especies están dentro de alguna categoría de amenaza como: Dennstaedtia macrosora (vu), Huperzia loxensis (en), Saurauia harlingii (vu),  Anthurium bullosum (vu), Dittasa andersonii (vu), Aequatorium limonense (vu), Ageratina dendroides (vu), Ageratum iltisii (vu), Pentacalia millei (vu), Pentacalia pailasensis (en), Guzmania atrocastanea (vu), Pitcairnia andreetae (vu).
 
                            Flora Endémica de la provincia de Zamora Chinchipe

ECOSISTEMAS

No SP

ESTADO DE CONSERVACIÓN

 

 

 

VU

EN

CR

TOTAL

BNM-AOR

135

91

16

 

107

BSVMA-AOR

81

28

8

 

36

BSVMB-AORS

140

68

6

1

75

BSVMB-CA

44

5

14

 

19

MHMB-CA

6

1

1

 

2

BSVPM-OR

85

15

10

 

25

HLM-

1

 

 

 

 

PA-AS

44

22

 

 

22

ANTROPICO

30

15

5

 

20

Información: Libro Rojo de las Plantas Endémicas del Ecuador 2000

Elaboración: ZEE

 

 

 

Vu = Vulnerable

En = En peligro

Cr = Crítico

 

 

 

 

 
 
SUPERFICIE:
La provincia de Zamora Chinchipe tiene una superficie aproximada de 10.556 km2
 
RECURSOS NATURALES:
Agricultura, ganadería, riqueza forestal y minerales.
 
INDUSTRIAS:
Maderera, vinícola, licorera, piscícola, ranícola y de la panela.
 
COMERCIO:
Café, cacao, banano, frutas, maíz y oro, en su gran mayoría son productos que se comercializan con Loja, Cuenca,Guayaquil y con el Perú.
 
GASTRONOMÍA:
La gastronomía de Zamora Chinchipe es nueva y agrupa elementos locales con elementos traídos principalmente de la cocina lojana. Uno de los platos típicos es el caldo de corroncho, aunque también destacar los maytos de pescado y palmito, el estofado de guanta, guatusa y danta, el sancocho, las empanadas y el pan de yuca. También se consume la chicha de yuca o plátano. Otros alimentos son las humitas y la chicha shuar.
 
ATRACTIVOS TURÍSTICOS:
•    El parque Nacional Podocarpus
•    Parque Binacional el Cóndor
•    Los balnearios en los ríos Bombuscaro, Chicaña, Nangaritza y Guadalupe.
•    El centro Recreacional Ottawa en Yantzaza,
•    La Selva Virgen y los parajes Junto al río Zamora,
•    Reserva Ecológica de Patmi
•    Cascada La Chismosa,
•    Mirador de Quimí,
•    Caverna de Quimo, entre otros.
 
FIESTAS PROVINCIALES:
•    10 de Noviembre de 1953-Creación de Provincialización de Zamora Chinchipe.
•    4 de Octubre-Fundación de Zamora.
•    5 de Enero-Cantonización de Chinchipe.
•    21 de Marzo-Cantonización Centinela del Cóndor.
•    14 de Febrero-Cantonización de El Pangui.
•    26 de Noviembre-Cantonización de Nangaritza.
•    2 de Diciembre-Cantonización de Palanda.
•    8 de Enero-Cantonización de Yacuambi.
•    26 de Febrero-Cantonización de Yantzaza.
•    12 de Febrero-Día del Oriente Ecuatoriano.
•    Fiestas Religiosas: 16 de Julio-Fiestas de la Virgen del Carmen.
 
 
 INSTITUTO NACIONAL DE ESTADÍSTICA Y CENSOS
 VI CENSO DE POBLACIÓN Y V DE VIVIENDA
     
Click para Ampliar
   Click para Ampliar
     
 Click para Ampliar    Click para Ampliar
     
 Click para Ampliar    Click para Ampliar
 
 
 
 Image

 

 
< Anterior
* ZETA RADIO ZAMORA CHINCHIPE
Visita una Provincia Natural
www.flickr.com
Muestra elementos de un set llamado Descubriendo Zamora Chinchipe. .
Videos
 
Cadena Radial El Prefecto Informa



Redes Sociales
Visitenos en Facebook   Síguenos en Twitter
On Line
contador gratis

@zamorachinchipe